Por qué el chocolate negro es bueno para nuestro corazón

La enfermedad cardiovascular es la principal causa de muerte en el mundo y el chocolate negro puede ayudar prevenir los problemas cardíacos en personas con alto riesgo. 

El chocolate negro (que contenga al menos un 60% cacao) es rico en flavonoides unos pigmentos naturales que se encuentran en las plantas y que tienen propiedades antioxidantes.

El consumo diario de chocolate negro puede reducir los eventos cardiovasculares, como ataques cardíacos y accidentes cerebrovasculares, en personas con síndrome metabólico. 

El chocolate negro mantiene sano el corazón

Síndrome metabólico: factores de riesgo para los problemas cardíacos

El síndrome metabólico, también conocido como síndrome X, síndrome plurimetabólico, síndrome de insulinorresistencia, síndrome de Reaven o CHAOS, es un conjunto de varios factores de riesgo, en un mismo individuo, que aumentan su probabilidad de padecer una enfermedad cardiovascular o diabetes mellitus.

El chocolate es una opción terapéutica agradable, eficaz, y rentable para prevenir enfermedades cardiovasculares

Los estudios que existen demuestran que los flavonoides que contiene el chocolate negro protegen el corazón, pero sólo se conoce su efecto a corto plazo.

Un equipo de investigadores de Melbourne, Australia usando un modelo matemático han intentado predecir los efectos a largo plazo que tiene el consumo diario de chocolate negro en personas con un alto riesgo de enfermedades del corazón. 

Todos los participantes del estudio tenían presión arterial alta y cumplían con los criterios de síndrome metabólico, pero no tenían antecedentes de enfermedad cardiaca o diabetes y no estaban en terapia de reducción de la presión arterial.

Reduce el riesgo de problemas cardíacos.

En todos los casos se encontró que el consumo diario de chocolate negro reduce el riesgo de problemas cardíacos. Concretamente, podría evitar 70 eventos cardíacos potencialmente no fatales y 15 eventos cardiovasculares fatales por cada 10.000 personas tratadas durante 10 años, en comparación con aquello que no consumían chocolate negro.

La evidencia indica que el chocolate debe ser puro, y con un porcentaje de cacao de al menos un 60% a 70%, o enriquecido con polifenoles.
 
Zomer E, Owen A, Magliano DJ, Liew D y Reid CM. British Medical Journal (2012). Más información

Sin Respuestas

Añadir Comentario

Subscribe!