3 Formas de mejorar tu motivación para estudiar

Ponerse a estudiar no siempre resulta fácil. Pero con un poco de esfuerzo podemos aprender un par de trucos que harán que, sin darnos cuenta, estemos más motivad@s a coger libro y subrayador. Ahí van: 

Motivación para estudiar

1. Establece auto-incentivos 

Cada vez que consigas una tarea concédete un premio. Por ejemplo: si tienes 10 temas para estudiar cada vez que estudies 2 te permites 15 minutos para hacer algo que te guste, o te comes algo que te apetezca…lo que sea con tal de que te sirva como una recompensa por haber estudiado esos 2 temas.

  Tú sabes mejor qué nadie que te gusta y qué te apetece en cada momento. Emplea esos placeres para convertirlos en recompensas y verás cómo no se hace tan pesado eso del estudiar. 

2. Escribe tus metas 

No te limites a pensar en ellas o a decirlas. ¡Anótalas! Si tienes que estudiar 4 materias esta semana hazte un horario del tiempo que tienes disponible y el que tienes pensado estudiar. Cuando sepas qué horas vas a poder dedicar al estudio repártelas entre esas 4 materias y escribe el objetivo que piensas conseguir. Ah! y no olvides reforzarte cada vez que consigues uno. Te pongo un ejemplo: 

3. Mira a tus metas 

No te limites a escribirlas y dejarlas ahí.

Coge ese horario con objetivos que te has elaborado, imprímelo y fotocópialo para tenerlo en cada pared de tu habitación. No te permitas olvidar nunca el propósito que hay detrás de tus estudios y qué tipo de resultados esperas alcanzar.  Yo, como siempre, te espero en la próxima. Un gran saludo y un abrazo, Andrea. 

Seguir leyendo:


Añadir Comentario