Viajar con niños

Viajar con niños puede ser un placer si sabemos organizar bien el viaje y sacamos partido a aquellos establecimientos que incentivan la presencia de los niños, bien sea con precios mucho más bajos o incluso sin cargos extra. En algunos establecimientos los niños “salen gratis”. Pero no debe olvidar una serie de consejos generales que le harán más agradable y menos problemático el viaje.

Viajar con niños, algunos consejos y recomendaciones generales:

1. Botiquín de viaje para niños. Ya en nuestros consejos sobre viajes y salud hemos hablado del Botiquín de viaje. No olvide incorporar todo aquello que necesitan los niños frecuentemente (pequeñas fiebres, torceduras, picaduras, etc. ver primeros auxilios) o medicaciones especificas del niño en particular (alergias, asma, etc.). Junto al botiquín asegúrese que lleva los teléfonos de médicos o personal sanitario para consultas, urgencias, etc. Por supuesto, si viaja a determinados países que exigen vacunas o tratamientos previos, informese con suficiente antelación.

2. Viaje seguro. Algo imprevisible en un viaje se agrava con niños (robos, avería de un coche, problemas inesperado de salud con lalguna complicación). En todo caso aconsejamos un buen seguro de viaje que abarque una asitencia sanitaria aceptable (Ver Seguros de Viaje).

3. Planifique bien los desplazamientos necesarios para el viaje. Piense que los niños se cansan mucho mas que los mayores. Cuide los trayectos, los picnics, las paradas, las bebidas, las horas de sueño posibles en el coche… No haga trayectos muy largos, los niños pueden irritarse fácilmente y eso puede repercutir en una conducción menos segura y mucho mas molesta. Asegúrese que los niños llevan una buena provisión de juguetes prácticos (libros, cartas infantiles…) para el trayecto del viaje. No es lo mismo viajar en avión, barco, tren o coche particular. En cada caso sácale partido a las ventajas que reporta cada medio. En algunos medios dependiendo de la edad los niños reciben atenciones especiales, viajan gratis o a menor precio. Infórmese en la compañía en la que está interesado en viajar.

4. Pregunte en los sitios donde se aloja y come si hay precios especiales para niños o sin cargos extra. En muchos hoteles se va instaurando la magnífica costumbre de no cobrar nada por camas extras para niños menores de una determinada edad. O bien aplicar precios muy bajos u otros incentivos como dejar suites a precios muy atractivos… También se va instaurando la costumbre de los menús especiales para niños a precios bajos en muchos restaurantes. No se corte: pida explicaciones y detalles y discuta. Afortunadamente en muchos establecimientos (hoteles y restaurantes) la política de “niños son bienvenidos” propicia el disfrute para los mayores de ventajas de excelentes habitaciones (tipo junior suites o suites) a precio reducido.

4. Viajar pensando en niños. Cualquier ciudad o sitio turístico para mayores tiene atracciones y lugares interesantes para niños. Debe informarse bien. Actualmente, incluso los spa y hoteles de tratamientos para mayores poseen algunas guarderías y actividades para niños magníficas.

5. Cuide la alimentación, las bebidas, las cremas solares… Es fácil tomar el sol más de lo debido, deshidratarse o fatigarse hasta la extenuación al viajar. Cuide al máximo las bebidas, alimentos protectores de los niños, el sueño, etc.

6. Tenga a mano una Guía de primeros auxilios. Pequeñas heridas, quemaduras, hemorragias nasales, etc.

Información relacionada con niños y otros temas: