10 Consejos para una Jornada de Trabajo Francamente Estresante

 
  • 1. Alármate con el despertador, levántate sobresaltada con el tiempo justo, corre y empieza el día culpabilizándote. 
  • 2. Camino del trabajo, ve en tensión muscular y pensando “lo que te espera”.
  • 3. Al llegar al trabajo, no saludes a nadie. Tú a lo tuyo.
  • 4. No prepares una lista mental de asuntos o tareas del día. Simplemente sigue la rutina o en todo caso, déjate llevar.
  • 5. A la hora de la comida, continúa hablando de trabajo.
  • 6. En cualquier momento del día, enfádate y habla mal de la empresa, de tus compañeros, de tus jefes, de tus subordinados y del mundo en general.
  • 7. Arréglatelas como quieras, pero termina tu jornada a una hora que cuando llegues a casa los niños ya estén casi acostados y no tengas tiempo de jugar ni interesarte por ellos.
  • 8. Cuando llegues a casa echa polvo del trabajo, tampoco te comuniques con tu pareja. Simplemente ni te cambies de ropa y tírate al sofá.
  • 9. Cena viendo la televisión y sigue haciéndolo después de cenar zapeando entre canales malos y peores.
  • 10. Vete a dormir (si puedes): mañana te espera otro día ¡¡francamente estresante!!. Así que intenta repetírtelo una y otra vez hasta que pases un buen rato sin dormir. La carencia, ausencia y mala calidad del sueño seguro que hacen que el día de mañana sea aún peor. 

¡¡TE LO ASEGURO!! 

¿Quieres que tu jornada de trabajo sea lo más agradable y estimulante posible? Simplemente haz lo contrario a estos 10 consejos. 

Yo te espero en la próxima. Como siempre una gran placer y un enorme saludo, Andrea.

Temas relacionados con 10 Consejos para una Jornada de Trabajo Francamente Estresante: 

 

Añadir Comentario