11 Reglas de Oro para caminar con tacones



Los tacones son feminidad. Una mujer con tacones cambia la postura de su cuerpo y automáticamente se realzan su curvas. No es lo mismo caminar con tacones que plano. Al caminar con tacones el cuerpo se balancea y la elegancia y la feminidad se ponen en valor. También hay un componente psicológico, ya que el simple hecho de calzarse unos tacones cambia la forma de la pierna y nos hace sentir sexys. Los tacones son un fetiche para la mujer. Además, pone de realce cualquier atuendo que llevemos. Pero no cabe duda, que el secreto es saber llevarlos y caminar con ellos, por lo que os voy a dar 10 secretos básicos, para poder lucirlos inteligentemente.

1- Saber elegir la talla adecuada a vuestro pie es primordial.

Si es demasiado grande o demasiado pequeño se os caerá u os dolerán y será imposible que caminéis cómodamente. ¿Cómo saberlo? Si podéis poneros de puntillas y el zapato no se os sale, ese es vuestro número.

2- Encontrar la horma adecuada para vuestro pie. No todas son iguales y tenéis que buscar la vuestra. Si al meter el pie, lo sentís incómodo, esa horma no es la vuestra. Si se amolda sí.

3- Elegir un zapato de calidad: si la piel es buena se adaptará a vuestro pie y no sufriréis rozaduras ni os apretará exageradamente.

Además, los zapatos de calidad llevan una almohadilla en la planta del pie, que amortigua la pisada.

4- Calzarse en el último momento para no castigar los pies innecesariamente antes de salir de casa.

5- Si estrenáis zapatos, ponéroslos a ratitos para estar por casa, para que el zapato se vaya amoldando a vuestro pie. Un truco es poner vaselina a la piel interior del zapato y dejarla una noche entera, retirarla por la mañana. O un spray dilatador. Así, el zapato se adaptará mejor.

6- Llevar la pedicura bien hecha y las uñas cortar, es importantísimo porque la fuerza se hace con los dedos.

7- Si os sudan los pies y vais con sandalias, utilizar talco anti-transpirante sólo en la planta, para que el pie no os rebale y acaben saliendo los dedos por delante.

8- Si el pie se sale un poco y para que el zapato se adapte mejor a vuestro pie y no se os salga, rociar el interior con laca.

9- Si has comprado un zapato demasiado grande, compra unas plantillas de gel, se adaptará mejor al zapato y al mismo tiempo amortiguará la pisada.

10- Si se os da muy mal andar con tacones, os serán más fáciles las plataformas o las cuñas, porque al tener más base, la estabilidad es mayor.

11- Para saber cómo se camina con tacones correctamente debéis hacerlo de la siguiente manera:

  • El cuerpo recto. Pegaros a la pared y apoyar el trasero, la espalda y los talones. 
  • Cabeza levantada mirando al frente, como si tiraran de vuestra cabeza hacia arriba. 
  • Respirar con el abdomen metido, espalda recta y caminar siempre erguidas.
  • Caminar despacio, con pasos más bien pequeños, si el tacón es altísimo.
  • Las piernas siempre juntas, nunca separadas.

  • Caminar sobre una línea recta imaginaria. Si lo hacéis bien el cuerpo se balancea de un lado al otro contorneándose elegantemente.
  • Al caminar sobre la línea apoyáis primero el tacón, pero el peso de vuestro cuerpo debe descansar en los dedos y debéis manteneros rectas sobre los tacones. Los tacones son una prolongación de vuestra columna y vuestras piernas.
  • No hay que ir dando saltitos anti-estéticos.
  • En los zapatos súper altos, en los que el pie está prácticamente en vertical, es muy difícil de caminar con ellos, porque el peso del cuerpo se desplaza hacia adelante y se pierde la verticalidad. No es aconsejable si no estáis acostumbradas a los tacones.

Enlaces relacionados con 11 Reglas de Oro para caminar con tacones: