Rh y embarazo

  • La incompatibilidad Rh se presenta cuando la mujer es Rh negativo y el bebé es Rh positivo. 
  • La incompatibilidad Rh no causa problemas en el primer embarazo.
  • La prevención es el mejor tratamiento.
Rh y embarazo
¿Qué es el Rh?
El factor Rh es una proteína presente en la superficie de los glóbulos rojos de la sangre de algunas personas. El factor Rh es hereditario.El término Rh positivo hace referencia a la presencia de esta proteína en los glóbulos rojos, y Rh negativo a la ausencia de la proteína. Sólo el 15% de la población es Rh negativo, la gran mayoría (el 85%) de los individuos son Rh positivo.
La incompatibilidad Rh se presenta en aproximadamente 1 de cada 1000 nacimientos de mujeres que son Rh negativo.
Aproximadamente entre el 15-20% de los caucásicos, en comparación con el 5-10% de los afroamericanos, tienen el tipo de sangre Rh negativo. Entre las personas de ascendencia india, china y americana, la incidencia del tipo de sangre Rh negativo es inferior al 5%.
¿Qué es la incompatibilidad Rh en el embarazo?
La incompatibilidad Rh es una afección que se produce durante el embarazo si la mujer tiene sangre Rh negativa y su bebé tiene sangre Rh positiva.
Durante el primer embarazo, la sensibilización Rh es poco frecuente, porque es poco probable que una cantidad significativa de sangre del feto pase al torrente sanguíneo de la mujer antes del parto. Sin embargo, la mujer se vuelve sensible durante el parto cuando la placenta se separa.
La sensibilización también puede ocurrir en cualquier momento, cuando las células sanguíneas de la madre y el feto se ponen en contacto, como durante un aborto o durante algunas pruebas prenatales con procedimientos invasivos como la amniocentesis o la biopsia de vellosidades coriónicas.
Una vez que se ha producido la sensibilización, los problemas asociados al Rh van aumentando con cada embarazo cuando la sangre del feto es Rh positivo, ya que en cada embarazo, la mujer produce anticuerpos Rh antes y en cantidades mayores.
Si los anticuerpos Rh de la madre cruzan la placenta hacia el feto, pueden destruir algunos de los glóbulos rojos de la sangre del feto. Si los glóbulos rojos son destruidos más rápidamente que el feto puede producir otros nuevos, el feto puede desarrollar anemia. Esta destrucción se llama enfermedad hemolítica del feto (eritroblastosis fetal) o del recién nacido (eritroblastosis neonatal).
¿Qué es la enfermedad hemolítica del recién nacido? 
La enfermedad hemolítica del recién nacido, también llamada eritroblastosis fetal, es una condición que se produce cuando hay una incompatibilidad entre los grupos sanguíneos de la madre y del feto. Es un trastorno sanguíneo potencialmente mortal en un feto o en un bebé recién nacido.
Cuando los anticuerpos de la madre atacan a los glóbulos rojos de la sangre del feto o del recién nacido, éstos se descompone y se destruyen (hemólisis). Esto provoca una anemia que puede resultar peligrosa, ya que limita la capacidad de la sangre para transportar oxígeno a los órganos y tejidos del feto o del bebé.
El cuerpo del feto o del bebé responde a la hemólisis e intenta producir glóbulos rojos más rápidamente en la médula ósea, el hígado y el bazo. Esto hace que estos órganos se hagan más grandes.
A medida que los glóbulos rojos se descomponen, se va produciendo una sustancia llamada bilirrubina, que comienza a acumularse en los tejidos y en la sangre del bebé. Esto se conoce como hiperbilirrubinemia. La bilirrubina tiene un pigmento o colorante que provoca una coloración amarillenta en la piel y los tejidos del bebé, lo que se conoce como ictericia.
Aunque no es tan común, además de por incompatibilidad de Rh, también se puede producir un problema similar de incompatibilidad  entre los grupos sanguíneos (A, B, O, AB) de la madre y el bebé.
¿Cómo prevenir la incompatibilidad de Rh?
Un cuidado prenatal adecuado evitará los problemas de incompatibilidad Rh.
Mediante un análisis de sangre el médico podrá conocer cuál es el grupo sanguíneo y el Rh de la mujer gestante.
Si la madre es Rh negativo y no está sensibilizada, generalmente se la administra un medicamento llamado inmunoglobulina Rh (RhIg), también conocido como RhoGAM. Este fármaco previene que los anticuerpos de la madre Rh negativa reaccionen con las células Rh positivas del feto. Muchas mujeres reciben RhoGAM alrededor de la semana 28 del embarazo, y después del nacimiento del bebé, la mujer debe recibir una segunda dosis del fármaco dentro de las 72 horas.
Este tratamiento será necesario con cada nuevo embarazo.

2 Respuestas

  1. kimmy sofia perez romero 8 meses ago
    • Raquel Pomares Raquel Pomares 8 meses ago

Añadir Comentario