¿Qué sabes sobre fertilidad?

Algunos de los errores más comunes sobre fertilidad.
 
Mitos y verdades sobre la fertilidad.
 
  • Siempre hay alguien que te dice: “Me quede embarazada en el momento en el que dejé de pensar en ello“. Esto puede resultar muy molesto, sobre todo cuando llevas varios meses intentando quedarte embarazada y no lo consigues. Sin embargo, hay estudios que demuestran que el estrés aumenta los niveles de cortisol, una hormona que puede afectar negativamente a la ovulación y a la fertilidad.
  • Tener relaciones sexuales todos los días. Se recomienda tener relaciones sexuales cada dos días durante el período más fértil. Hacerlo más a menudo podría reducir la cantidad de espermatozoides en el esperma masculino, y menos que eso, puede que se pierda el periodo en el que la mujer es más fértil.
  • Tener hábitos de vida poco saludables como beber o fumar puede afectar a la fertilidad. La obesidad o la extrema delgadez también influyen en las posibilidades de conseguir un embarazo.
  • Evitar las duchas vaginales ya que pueden actuar como un espermicida, alterando el pH de la vagina, y por tanto afectando a la fertilidad. Lo mismo ocurre con los lubricantes, muchos de ellos parece que podrían afectar al número de espermatozoides y reducir su movilidad.
  • Echarse la culpa. Las estadísticas demuestran que en los casos de infertilidad aproximadamente el 40% están relacionados con los hombres, 40% con las mujeres y 20% por una combinación de ambos.
  • No saber exactamente cuándo se ha producido la ovulación. Para la mayoría de las mujeres, la ovulación se produce en la mitad del ciclo, pero esto va a depender de la duración del ciclo. Así en una mujer cuyos ciclos son de 28 días, la ovulación se produce 14 días antes del comienzo del período, pero si el ciclo es de 24 días, la ovulación se producirá alrededor del día 10. Para saber el día exacto en el que se produce la ovulación, se debe contar 14 días hacia atrás desde el día en que comenzó la menstruación. 
  • Sólo tener relaciones sexuales en el día que se piensa que se está ovulando. Se puede ovular uno o dos días antes o después del día en que se piensa que se producirá la ovulación. Se recomienda comenzar a tener relaciones sexuales entre 4 a 6 días antes de la ovulación y de 4 a 6 días después.  
  • No contar desde el verdadero primer día del ciclo. Dado que la ventana de fertilidad puede reducirse a cuestión de horas, es importante conocer el momento exacto en el que se produce el inicio del ciclo menstrual.
  • Como promedio una pareja sana tardará alrededor de un año en poderse quedar embarazada. En mujeres de más de 35 años, se aconseja acudir a un especialista en fertilidad si después de 6 meses no ha conseguido el embarazo.
  • Después de la relación sexual, es de ayuda permanecer acostada en la cama, con las caderas elevadas, durante alrededor de 20 a 30 minutos. Esto podría resolver hasta el 80% de los problemas de fertilidad.
  • Obsesionarse con las posiciones. No se ha demostrado que haya una postura que favorezca la fecundación. No es necesario ser una contorsionista para poder quedarse embarazada.
  • Esperar demasiado tiempo para buscar un embarazo. La capacidad de concebir de una mujer disminuye en un 50% entre los 20 y los 40 años.
 
Lecturas relacionadas con: ¿Qué sabes sobre fertilidad?

Añadir Comentario