Cómo cuidar el cordón umbilical del recién nacido

Qué hacer para cuidar el cordón umbilical de un recién nacido

Generalmente, el cordón umbilical se cae al cabo de unas dos semanas después del nacimiento.
Hasta que el muñón del cordón umbilical se seca y se cae, es muy importante mantenerlo limpio y seco.
 
Cómo cuidar el cordón umbilical del recién nacido.
 
Desde el momento en que el médico o la matrona corta el cordón umbilical tras el parto, el muñón del cordón umbilical que queda en el bebé, mientras se seca y se cae, cambiará de verde amarillento a marrón y por último a negro.
El cordón umbilical no contiene fibras nerviosas sensibles al dolor, por lo que su bebé no siente ninguna molestia, sin embargo es importante tratar la zona con cuidado:
  • Mantenga el área limpia. Después de cada cambio de pañal se debe limpiar el cordón umbilical del niño con un antiséptico como alcohol de 70º o la clorhexidina, y cubrirlo con una pequeña gasa estéril seca.

Nunca se deben aplicar productos con yodo, ya que éstos pueden ser tóxicos para el bebé.

  • Mantenga el área seca. Coloque la parte delantera del pañal del bebé doblado hacia abajo para evitar que cubra el cordón.

Es muy importante que deje que el cordón umbilical se caiga solo, incluso si esta casi suelto evite quitarlo. Una vez que se haya caído, se debe continuar curando la zona hasta que esté completamente cicatrizada.

 

Signos de infección 

Aunque no es frecuente, si observa alguno de estos síntomas póngase en contacto con el médico ya que puede existir una infección:
  • Área enrojecida y/o hinchada alrededor del cordón umbilical
  • Sangrando
  • Presencia de pus amarillento
  • Produce una secreción fétida
 
Seguir leyendo:

Añadir Comentario