Reducir el uso y consumo de plástico, por dónde empezar

Si te has propuesto reducir el consumo de plástico te advierto que no va a ser una tarea fácil, estamos rodeados de este material y no es nada fácil intentar vivir sin plástico. Estas son algunas ideas y sugerencias por las que puedes empezar y que te pueden ayudar a cumplir tu propósito.

Cuida y prolonga la vida de tus tuppers de plástico

Para empezar no te vuelvas loca/o y tires todos los tuppers. Todo lo contrario, cuídalos y úsalos todo lo que puedas cuando ya no cumplan su función, recicla y conviértelos en maceteros o recorta las tapas y úsalas de posavasos, úsalos para guardar objetos pequeños o los moldes de galletas….

Foto: pixabay.com

Pajitas, bolsas de almuerzo, papel film

Busca alternativas a las pajitas como las pajitas papel o simplemente deja de usarlas, las bolsas de almuerzo de plástico las puedes sustituir por una bolsa de tela o silicona o un tupper pequeño. El papel film lo puedes sustituir por papel de cera de abeja o también puedes dar un mayor uso a los tuppers, y el medio tomate o la cebolla guardarlo en tupper pequeños tapados, otra solución es colocar un plato encima a modo de tapa si por ejemplo tienes que cubrir un bol grande.

En el microondas sustituye el papel film apto para microondas por una tapa apta para microondas o coloca un plato o servilleta de papel sobre los alimentos para que no salpiquen y ensucien el microondas

Desechables cuidad personal

Sustituye las maquinillas desechables por otra a la que puedas cambiar la hoja, compra el hilo dental en cajitas en lugar de usar aplicadores o sustituirlo por un irrigador dental, sustituye los palitos de limpiar los oídos por toallitas reutilizables de algodón orgánico o simplemente un poco de papel de baño y limpia tus oídos al salir de la ducha con ayuda de tu dedo pequeño, también puedes comprar bastoncillos reutilizables de bambú. 

Intenta comprar compresas que no vengan envueltas en plástico de forma individual y los mismo con los tampones, deja de usar los que lleven aplicadores de plástico de poliprolino o mejor aún, empieza a a usar la copa menstrual, además de usar menos plástico vas a ahorrar mucho dinero.

Cuando toque cambiar tus cepillos de dientes sustituye los habituales de plástico por unos de bambú. 

Si vives en una gran ciudad puedes encontrar tiendas dónde comprar champú, gel y hasta pasta de dientes a granel y rellenar tus botellas. Si no es así,  puedes optar por comprar estos productos en pastilla.

Recipientes  de plástico

Compra una botella reutilizable y hazte con un filtro de agua, además podrás ahorrar mucho dinero. Comprar un vaso reutilizables si sueles comprar café para llevar. 

Al comprar productos de limpieza opta por aquellos que vengan en cajas de cartón frente a los que van envueltos en plástico. 

Lleva siempre bolsas reutilizables para hacer la compra, deja un par siempre en el coche por si te surge un imprevisto y tienes que pasar por la tienda para no tener que comprar de plástico en la tienda. Reutiliza las bolsas de plástico para comprar frutas y verduras o lleva bolsas de tela o silicona.

Si tienes que usar recipientes de un sólo uso para un evento opta por los de cartón o bambú.

A la hora de comprar opta por los envases de vidrio – que además puedes reutilizar – o los productos sin envolturas de plástico individual como las ensaladas preparadas o las bolsitas de verdura para calentar en el microondas o los palitos de zanahoria para llevar…

Compra menos comida preparada, además de hacerle un favor a tu salud reducirás el consumo de plástico.

Compra a granel

Comprar a granel se ha vuelto a poner de moda, legumbres, frutos secos, semillas, cereales, pasta, arroz…Lleva tus bolsas o recipientes y rellena.

Cómo ves hay opciones  y aunque no resulta fácil, no estamos solos, somos cada vez más las personas sensibilizadas con el problema y si todos intentamos hacerlo un poco mejor y elegimos opciones más sostenibles para nuestro planeta las empresas y gobiernos no tendrán más remedio que acabar implementando productos y políticas consecuentes con la demanda.

Si dejamos de usar y comprar productos que llevan plástico las empresas se plantearán realizar cambios y hacer productos más sostenibles.  

Si tienes más ideas y consejos sobre cómo usar menos plástico en nuestra vida diaria déjanos un comentario y nos lo cuentas 🙂

 

Lecturas relacionadas:

Añadir Comentario