Finanzas | Empresa | La empresa familiar | El fundador comparte la propiedad con otros familiares - socios
La empresa familiar

La Sucesión: B) El fundador comparte la propiedad con otros familiares - socios

Siendo igualmente válidos los principios anteriormente expuestos, aquí la complejidad en la sucesión se presenta mucho más abundante y, las más de las veces, complicada. En todo caso con altos riesgos de problemas familiares.

El fundador - líder, o continuador, me da lo mismo, ha tenido que abrirse paso ante los ojos vigilantes de los otros copropietarios. Ha debido dar beneficios casi desde el primer día porque estaba en tela de juicio la viabilidad del negocio, y ha tenido que ganarse día a día la confianza de sus asociados, Es normal que algunos socios tengan sus propias ocupaciones, sus propios negocios e incluso que haya alguno que se dedique a su profesión al margen totalmente de la Empresa familiar.

Estas circunstancias obligan al líder en solitario a vigilar con máxima cautela el nivel de riesgos( se juega lo suyo y lo de los otros), lo que ha impedido, en ocasiones, oportunidades de un crecimiento más dinámico. Probablemente esto debió ocurrir en los primeros decenios del negocio.






 






La confianza de los socios aparece, con el tiempo, cuando la empresa ha crecido adecuadamente, ha dado resultados aceptables y sólo ha implicado lo justo a los obligados compañeros.

Pero con los años envejece el líder, también los socios y las generaciones siguientes aparecen como nuevos protagonistas.

Si la familia tuvo la precaución de elaborar el Protocolo familiar, ya se habrán establecido las condiciones estrictas para aspirar a un puesto en la empresa.

Si no existe protocolo firmado, puede que el número de empleados-familiares aspirantes sea abundante aunque al acercarse el momento de la sucesión en la cumbre, ya debe haber experiencia en el conocimiento de las cualidades que poseen los miembros familiares que se integraron en su día, como empleados, en la Empresa.

Lógicamente las aspiraciones y los criterios de cada miembro de la familia pueden ser distintos aunque, si el líder dimisionario ha merecido durante muchos años la confianza en el puesto de mando, parece a todas luces evidente que sea él quien proponga al candidato y los demás lo acepten. No suele ser así. en este tipo de empresa y durante el mandato del líder pueden haber convivido en paz las dos culturas que envuelven a la ECONOMÍA FAMILIAR pero con un único criterio, el del indiscutido "jefe", que ha hecho posible ese difícil entendimiento. Como vamos a ver a continuación.
Reflexionemos sobre estas dos culturas:

José Orts Serrano

Temas relacionados:


Información útil

Impuestos

Declaración de la Renta Último día declaración de la Renta (IRPF)
Calendario laboral 2016


English information

Limitación de responsabilidad: El contenido de este sitio se ofrece a título meramente divulgativo. Se recomienda que confíe sus finanzas a un asesor experto.


comments powered by Disqus
Compartir en Facebook
Twitter
Google
LinkedIn
Email