El exceso de sueño podría ser un síntoma temprano de Alzheimer

¿Te cuesta levantarte cama cada mañana aunque hayas dormido muchas horas? Podría ser un signo de demencia

Los científicos han descubierto que las personas que normalmente pasan mucho tiempo durmiendo tienen el doble de probabilidades de desarrollar demencia durante la próxima década.

Dormir más de 9 horas diarias puede ser un signo de Alzheimer

Una señal de alerta temprana de Alzheimer

Un cambio en los patrones de sueño es una señal de alerta para el Alzheimer, ya que indica que el cerebro, que controla la vigilia, ha sufrido daños. 

Por esta razón las personas con demencia tienen patrones de sueño inusuales.

El nuevo estudio apoya esta idea, y sugiere que los cambios en el sueño podrían ser evidentes mucho antes de que síntomas característicos del Alzheimer, como la pérdida de memoria, empiecen a aparecer.

Dormir muchas horas cada noche sería un marcador de neurodegeneración temprana y, por lo tanto, una herramienta clínica útil para identificar a aquellas personas con un mayor riesgo de desarrollar demencia.

 

El estudio

Se estudiaron a más de 2.400 pacientes, con una edad promedio de 72 años, a los que se les preguntó cuánto tiempo dormían cada noche. En los 10 años que duró el estudio hubieron 234 casos de demencia.

Encontraron que dormir durante más de 9 horas:

  • Duplicó el riesgo de todos los tipos de demencia, y específicamente de Alzheimer
  • Se asoció con un menor volumen cerebral
  • Aumentó el tiempo necesario para procesar la información
  • Aparecieron signos de pérdida de memoria

 

Alteraciones en el sueño: Un síntoma más que una causa

El sueño tiene función restauradora. Durante el sueño se produce la eliminación de los residuos metabólicos del cerebro, por lo que previene la acumulación de proteína B-amiloide, el sello característico de la enfermedad de Alzheimer.

La atrofia de las regiones cerebrales involucradas en el sueño y la vigilia, o algunos de los trastornos del estado de ánimo, que son comunes en la demencia, pueden desencadenar algunos trastornos del sueño.

La incapacidad para despertarse cada mañana es un síntoma más que una causa de los cambios cerebrales que conducen a la demencia. Por esta razón, simplemente reduciendo la duración del tiempo de sueño es poco probable que se pueda reducir el riesgo de una persona de sufrir Alzheimer.

Dormir mucho y demencia

 

Westwood AJ, Beiser A, Jain N, Himali JJ, DeCarli C, Auerbach SH, y col. Neurology (2017). Más información.

 

Seguir leyendo: 

 

Añadir Comentario

Subscribe!