Como afrontar un despido

Hay mas de cinco millones de personas en paro en España, y cifras parecidas en otros países europeos, pero la crisis económica parece todavía no haber tocado fondo, y los despidos siguen.

Consejos para afrontar un despido

Afrontar un despido puede ser difícil, te ofrecemos algunos consejos para hacerle frente y, en la medida posible, encontrar la forma de superarlo y ser constructivo.

Consejos para hacer frente a un despido

Intentar ver la pérdida de empleo con perspectiva y no tomárselo como algo personal.

Hablar con amigos y familiares y procurar no aislarse. El despido no es algo que nos  merecemos y no es algo que refleje nuestra capacidad. Mas bien es reflejo del lamentable clima laboral que estamos viviendo en este momento.

Tomar medidas en la economía doméstica.

Un despido suele ir acompañado de una pérdida de ingresos. Siéntate y haz cuentas, evalua los gastos mensuales. Hacer un listado de todos los gastos importantes para los próximos meses e intentar hacer recortes en lo que sea posible.

Buscar apoyo emocional y práctico.

Buscar apoyos en amigos y familiares cuyo respaldo y apoyo necesitará especialmente ahora. El despido no es motivo para avergonzarse y es un problema actual.

Tener paciencia sin perder esperanza.

Ser constante en buscar empleo, pero sin obsesionarse. En un buen momento para empezar a dedicar mas tiempo a sus hijos u otros familiares, aprender un oficio nuevo, un idioma, incluso empezar un deporte u otra afición ahora que dispone de mas tiempo libre. Si tiene hijos y su pareja trabaja, podrá asumir las tareas domésticas. No es nada degradante – cocinar, ayudar a los hijos con sus estudios y acompañarles en sus actividades de ocio es muy gratificante.

Revisar y actualizar el curriculum vitae.

Si lleva trabajando muchos años en la misma empresa, hacer cuento de todas las habilidades y responsibilidades que ha adquirido durante este tiempo y presentarles de forma concisa. Una vez veamos sobre papel todos los conocimientos, será más fácil que las oficinas de desempleo o agencias de trabajo nos puedan aconsejar sobre posibilidades laborales.

Evitar ser impulsivos.

Es mejor ir con cautela ante posibles giros en nuestra vida. Antes de lanzarse a iniciar una nueva formación o a poner en marcha nuestro propio negocio, es importante escuchar el asesoramiento de otras personas que ya estén en el campo en el que deseamos entrar. Y tener cuidado de no invertir todo el dinero de nuestra liquidación en una nueva empresa.

Buscar otras fuentes de ingresos.

Hay otras formas de ganar dinero que no sean en la nómina al final de mes. Dando clases particulares, alquilando una habitación a un estudiante, ofreciéndose para hacer reformas, arreglar ropa, hacer jardinería….. Piense en sus conocimientos y/o habilidades y en cómo anunciarse (anuncios clasificados, carteles en tiendas y quioscos locales, foros….).

 Mantener una actitud positiva.

Mientras se busca un nuevo empleo, es muy posible que se tenga que hacer frente a la decepción y el rechazo, especialmente si trabajamos en un sector competitivo. Resistir la tentación de tomarse estos rechazos como algo personal.

Mantener la mente abierta

Al enviar una solicitud de empleo y volver a evaluar nuestras opciones, si es necesario. Algunas personas pueden ver bien trabajar a tiempo parcial o realizar trabajos ocasionales. Otros prefieren esperar a encontrar algo mejor.

Temas relacionados:

Añadir Comentario