Cómo ahorrar en la cesta compra

Consejos para ahorrar en la cesta de la compra

10 ideas para ahorrar en la cesta de la compra que nos puede ahorrar alrededor de 50€ al mes según los productos y marcas que consumamos.

Consejos para ahorrar en la cesta de la compra

Diez consejos para conformar el decálogo del ahorro en la cesta de la compra, pequeñas claves que repercuten a la larga en el precio total de la compra.

1. Revisar y organizar bien la despensa

Quizá suene a mito pero es así, disponer de una despensa o armario ordenado colocando primero lo que tiene una fecha de caducidad más próxima y al fondo lo que aún lleva tiempo hará que no tiremos productos caducados a la basura por olvido.

Revisar, al menos, una vez al mes la despensa no hará crear recetas para aprovechar esos productos que estén cerca de su caducidad. Tener la despensa ordenada nos permite saber a simple vista qué nos falta y, por tanto sólo comprar eso.

2. Hacer lista de la compra

¡Esencial! No podemos entrar a un supermercado sin saber qué vamos a comprar, pues las estrategias de Mk y posicionamiento del productos nos harán cargar el carro de caprichos y productos no necesarios.

También es importante hacer la lista de la compra teniendo en cuenta el menú de la semanal, así compramos lo que vayamos a consumir y no se nos pasarán los productos frescos en la nevera por olvido.

3. Presupuesto de compra

Para ahorrar no se trata de hacer cada semana un cálculo matemático de la suma de todos los productos, ya que cada semana serán diferentes y, en ocasiones necesitaremos productos de limpieza, de higiene personal, alimentos en lata… que no todas las semanas están en la lista. Por lo que lo ideal es fijar un presupuesto semanal aproximado, así lo que no sea necesario lo sacaremos (inconscientemente) del carro y, pensaremos que la semana siguiente puede que entre en el presupuesto. Pero el truco esta en fijar un tope aproximado, no es sumar todo lo que compramos.

4. Comparar

Existen webs dónde en no mucho tiempo podemos encontrar comparaciones de precios entre distintos establecimientos. Usar estas webs nos facilita cotejar precios sin perder tiempo. Este simple gesto puede suponernos unos 10 – 30€ al mes.

5. Tiempo para la compra

Establecer un tiempo límite en el supermercado es otro punto clave, pues, distintos estudios de “comportamiento del consumidor” han demostrado que, cuánto más tiempo estamos en una tienda o establecimiento, más compramos. Así que debemos llevar todo anotado e ir a tiro hecho a por lo que necesitamos.

6. Hacer la compra por internet

ahorrar-compra-euroresidentes

Esta es una de las más frecuentes en los últimos tiempos. ¿Por qué? Porque no vemos los productos y no influye sobre nosotros a la hora de comprar, porque hacemos una lista y, compramos lo que está apuntado, no pasamos por pasillos, vemos ofertas, probamos algún nuevo producto… Eso en Internet no está, por lo que evitamos la tentación.

También ahorramos tiempo y gasolina al comprar a través de la web. Y, si hemos comparado precios podemos entrar en las páginas web de los distintos supermercados y comprar lo que necesitemos de cada uno de ellos tras la comparativa.

7. Productos de temporada

Otra clave para encontrar los mejores precios. La fruta y verdura de temporada siempre es más económica y, si la compramos en frutería o mercado de abastos todavía más.

Lo mismo sucede con los pescados y, en determinadas época del año con la carne. Es uno de los factores más importantes del encarecimiento de la cesta de la compra.

Los productos envasados y precocinados siempre son más caros. Comprar sándwich preparados, pizzas precocinadas, gazpacho envasado, zumo de naranja “natural”, etc etc siempre es más caro que prepararlo casero.

 8. Ofertas. ¡¡¡Cuidado!!!

Muchas veces las ofertas de 3×2 o, “la 2º unidad a la mitad”… son un gancho que luego no nos sirve de ahorro.

Debemos preguntarnos ¿Cuánto sale cada unidad? ¿Voy a usar los 3 botes? ¿Qué receta preparo con estas cantidades? Y, en función de esto ver si sale rentable la oferta o no.

Siempre debemos analizarla ya que muchas veces las estrategias de venta juegan “malas pasadas” al consumidor. ¡¡Ojo!! Muchas ofertas juegan con la fecha de caducidad, debemos mirarla siempre antes de comprar.

Cantidades.

Comprar los productos envasados es en muchas ocasiones un gasto innecesario, ya que compramos y por tanto pagamos más de lo que consumimos y, el resto se tira.

La compra a granel (sobretodo en fruta y verdura) y siempre comprando por peso y no por pieza, es una de las técnicas de ahorro.

En la carne y el pescado sucede lo mismo, si solo vamos a tomar un filete de ternera por persona… ¿por qué comprar una fuente de filetes? Mejor ir al carnicero y que el nos corte, a nuestro gusto, los filetes justos. Mejor calidad, precio y sobretodo más ahorro.

9. Tarjeta cliente o tarjeta fidelización

Son buenas para poder acceder a muchas ofertas que hacen los supermercados para clientes fijos.

Muchas veces podemos ver: 10% de descuento con tarjeta cliente… si hacemos la cuenta, en una compra de 100€ ya serían 10€ de ahorro…

También nos permiten estar informado de las ofertas, ya que suelen mandar boletines de noticias, nos acumulan puntos que luego podemos canjear por dinero o productos…

10. Estrategias de Marketing

Los productos que tenemos al lado de la caja y que vemos durante 4 o 5 minutos, mientras esperamos nuestro turno… debemos obviarlos, nunca son los más baratos y siempre suelen recurrir a aquello que sabemos que “quizá no nos quede”.

Asimismo, debemos llevar cuidado con los productos “caprichosos” que están cerca de los productos de primera necesidad como: las pipas o frutos secos cerca del arroz o las harinas; las sopas preparadas y caldos cerca de las legumbres, etc etc.

Enlaces relacionados con Ahorrar cesta compra:

One Response

  1. Marta 3 años ago

Añadir Comentario