La chía y el lino, fuentes de salud

Muchas semillas son verdaderos superalimentos. La concentración de nutrientes en un solo grano es algo asombroso. Sus propiedades saludables están muy por encima de las de la mayoría de los alimentos que ingiere el ser humano.

A esto hay que añadir que las semillas son un alimento virgen, algo importante, ya hoy en día es muy difícil encontrar alimentos que no hayan sido alterados industrialmente.


Las semillas más destacadas son las de amapola, la chía, la quinoa, el lino y el sésamo. En este post hablamos de la chía y del lino, ya que tienen características muy similares.

Alimentos para la salud, chía, lino, quinoa

La chía y el lino llevan siglos utilizándose en la cultura oriental y destacan sobre todo por su alto contenido en fibra soluble. Favorecen el tránsito intestinal y poseen una función prebiótica, es decir, que alimentan las bacterias buenas del intestino. Esto ayuda a mantener la flora intestinal sana y activa de la manera más natural.


La chía es rica en boro, elemento químico difícil de encontrar en otros alimentos, que cuida la salud de la piel y de los huesos. Y además la chía ayuda a adelgazar ya que tiene efecto saciante, buena razón para que las personas que quieran adelgazar la incorporen en su dieta.

Comer salud es un placer

Consulta Elixires

El lino es un excelente antioxidante gracias a su alto contenido en hierro, zinc y selenio. Es un suplemento ideal para las personas que sufren de anemia y las que realizan un gran esfuerzo físico.

En el libro LOS ELIXIRES MÁGICOS encontrarás muchos más consejos para una alimentación saludable.

 

Lecturas relacionadas:

Añadir Comentario