El deporte es malo para los dientes

El entrenamiento intenso puede aumentar el riesgo de caries y de otros problemas orales. 

Algunos estudios han encontrado que muchos atletas tienen una mala salud oral, con una gran cantidad de caries, una mayor tendencia a enfermedades de las encías y a la erosión del esmalte de los dientes. 

El entrenamiento intenso puede afectar a los dientes
 

¿Por qué el ejercicio es perjudicial para la salud oral?

Podría pensarse que el exceso de bebidas azucaradas y de bebidas deportivas podrían ser las causantes de estos problemas dentales. Pero parece que ésta no es la causa.

Un estudio muestra que es el entrenamiento prolongado lo que produce cambios en la cantidad y en la composición química de la saliva, y que ésto sería lo que estaría aumentando la cantidad de problemas orales entre los atletas.

Durante la investigación se analizó la salud dental de 35 triatletas de competición y 35 adultos sanos de la misma edad y género que no eran atletas. Durante el estudio se realizó un examen oral completo, incluido la recogida de la saliva en reposo y después de una carrera intensa de 35 minutos. Los participantes también rellenaron un cuestionario sobre su alimentación, el consumo de bebida y los hábitos de higiene oral. Luego se compararon los dientes y la saliva de los grupos.
Los resultados mostraron que en comparación con el grupo control, los atletas sufrían significativamente mayor erosión del esmalte de sus dientes y mayor cantidad de caries
 

Más horas de entrenamiento, más caries.

Los problemas orales encontrados en los deportistas eran mayores cuantas más horas entrenaban.

No se encontraron diferencias en la cantidad y en la composición química de la saliva entre los atletas y los individuos control en reposo.

Pero esa situación cambió cuando los atletas llevaron a cabo la carrera.

Durante las carreras, la cantidad de saliva que producían disminuyó progresivamente, lo que significa que sus bocas se volvieron más secas, independientemente de que consumieran agua u otras bebidas durante el entrenamiento.

No encontró ninguna relación con el consumo de bebidas deportivas o de otros elementos de las dietas de los atletas.

La composición química de la saliva también cambió, haciéndose cada vez más alcalina. El exceso de alcalinidad en la saliva contribuyen al desarrollo de placas de sarro en los dientes y otros problemas.

 
El deporte es malo para los dientes
 
Frese C, Frese F, Kuhlmann S, Saure D, Reljic D, y col. Scandinavian Journal of Medicine & Science in Sports (2014). Más información.
 
 
Seguir leyendo: 

Añadir Comentario

Subscribe!