¿Sin qué órganos podemos vivir?

¿Has oído el casos de una mujer canadiense a la que le han quitado los pulmones durante seis días mientras esperaba un trasplante?

Es el primer caso en el que se ha utilizado un procedimiento tan radical y que ha permitido salvar la vida a esta mujer.

A todos nos gustaría poder conservar siempre todos nuestros órganos, pero al contrario de lo que pensamos podríamos vivir sin alguno de ellos sin ningún problema.

Seguro que conoces a otras personas a las que les falta un órgano, o parte de ellos, como el Papa Francisco al que le falta parte de uno de sus pulmones. Cuando era más joven tuvieron que extirparle una parte del pulmón para tratar una infección.

¿Podemos vivir sin algún órgano?

 

Órganos de los que podrías prescindir

  • El pulmón

    Tenemos dos pulmones que se dividen en secciones llamadas lóbulos. Es necesario tener al menos un pulmón para poder vivir. Si se extirpa todo o parte de un pulmón, el pulmón restante puede expandirse para asumir parte del trabajo del pulmón extirpado.

    Vivir con un solo pulmón no suele afectar a las tareas cotidianas o la esperanza de vida, aunque una persona con un solo pulmón puede tener más dificultades para realizar actividades que requieran mucho esfuerzo que una persona sana con los dos pulmones.

     

  • El riñón 

Todos tenemos dos riñones, pero sólo necesitamos uno para sobrevivir.

Hay personas que nacen con un solo riñón, a otras hay que extirpárselo después de una lesión o alguna enfermedad, o incluso hay personas que tienen un solo riñón por que lo han donado.

En general, las personas con un solo riñón tienen pocos o ningún problema de salud, y una esperanza de vida normal.

Técnicamente, una personas podría vivir sin riñones, pero necesitaría someterse a diálisis regular, que consiste en utilizar una máquina que filtra la sangre y elimina los residuos.

 Se puede vivir con un solo riñon

  • El bazo

El bazo filtra la sangre y ayuda al cuerpo a combatir las infecciones, pero no es esencial para la supervivencia.

Una persona puede vivir sin bazo, aunque suelen ser más propensas a las infecciones.

 

  • Los órganos reproductivos

Las mujeres pueden vivir sin problema sin útero y ovarios. Para el tratamiento del cáncer, de fibromas uterinos, dolor pélvico crónico y por otras muchas razones, algunas mujeres son sometidas a una histerectomía.

Los hombres también pueden vivir sin testículos. Una de las razones por la que suelen ser extirpados es como tratamiento para el cáncer testicular.

 

  • El estómago

A veces como tratamiento para un cáncer de éstomago es necesario extirpar el estómago entero, es lo que se conoce como gastrectomía total.

Tras una gastrectomía total, se conecta el intestino delgado con el esófago, y durante unas semanas, mientras el paciente se recupera, será necesaria una nutrición a través de una vena.

Después de eso, son capaces de comer la mayoría de los alimentos, pero con algunas precauciones como hacer comidas más pequeñas o tomar suplementos dietéticos en el caso de que hayan problemas de absorción de vitaminas.

 

  • El colon

Algunos tratamientos, como el del cáncer de colon o la enfermedad de Crohn, o incluso como prevención de algunas enfermedades pueden requerir extirpar el colon.

Podemos vivir sin el colon. Para recoger las heces será necesario utilizar una bolsa especial fuera del cuerpo o crear una bolsa en el intestino delgado que haga la función del colon mediante un procedimiento quirúrgico.

 

  • El apéndice

No está claro cuál es su función, pero se puede eliminar si se inflama o se rompe.

 

organos-que-no-necesitamos-para-vivir

 

Y luego están los órganos con los que puedes vivir sólo con una parte, como:

  • El hígado

No puedes vivir sin él, pero sólo necesitas conservar un poco para que el mismo hígado pueda regenerarse hasta alcanzar su tamaño normal.

Muchos de los trasplantes de hígado se hacen a partir de donantes vivos. Se extrae una parte de un hígado de una persona sana y se utiliza para reemplazar el hígado de un enfermo. En ambas personas, el hígado crecerá de nuevo hasta alcanzar su tamaño completo.

 

  • El cerebro

A algunos pacientes con convulsiones severas, se les practica una hemisferectomía, es decir, una cirugía para extirparles uno de los dos hemisferios del cerebro, con el fin de poder detener las convulsiones.

Sorprendentemente podemos “vivir bien” con sólo medio cerebro, sin embargo aparecerían algunas consecuencias como la pérdida de la movilidad en el brazo y la visión en el ojo opuesto al lado del cerebro que se ha eliminado. 

 

Después de leer todo esto, la conclusión que sacamos es que para llevar una vida realmente maravillosa y plena, necesitamos todos nuestros órganos, y necesitamos mantenerlos todos en un estado saludable.

Todos deberíamos apreciar el hecho de que nuestros órganos están realizando funciones necesarias y que es importante mantenerlos sanos, aunque no podamos verlos ni sentirlos. 

 

Seguir leyendo: 

 

Añadir Comentario

Subscribe!