Perros para la detección del cáncer de tiroides

Un perro ha sido capaz de detectar la presencia de cáncer de tiroides en muestras de orina humana con casi el 90% de precisión. 

El perro, un pastor alemán llamado Frankie, identificó correctamente la presencia de cáncer de tiroides en 30 de 34 muestras de orina humana.
Este es el primer perro que ha sido entrenado para diferenciar la enfermedad tiroidea benigna y cáncer de tiroides oliendo muestras de orina humana. 
El cáncer de tiroides es un cáncer que se origina en la glándula tiroides, y que es más común entre los adultos jóvenes. Casi 2 de los 3 nuevos casos diagnosticados son personas menores de 55 años. 
Actualmente, la técnica que se emplea para el diagnóstico del cáncer de tiroides es la biopsia por aspiración con aguja fina para obtener una muestra de tejido. Se trata de una técnica invasiva que implica la inserción de una aguja en la glándula tiroides.

Los seres humanos tienen alrededor de 5 millones de receptores olfativos, mientras que los perros poseen alrededor de 200 millones, por lo que su sentido del olfato es alrededor de mil veces más potente que el de los humanos.

Los resultados de este estudio muestran que el uso de perros entrenados podrían ser útil para detectar la presencia de cáncer de tiroides en una etapa temprana y evitar la cirugía cuando injustificada con una precisión diagnóstica casi igual que con la biopsia por aspiración.

Añadir Comentario

Subscribe!