Cómo elegir la mochila ideal para tu hijo

Guía fácil para elegir la mochila escolar y evitar lesiones

Escoger una buena mochila escolar es importante y es una cuestión a la que a veces no le prestamos demasiada atención.  La Organización Mundial de la Salud (OMS) dice que el peso que debería llevar un niño en su mochila no debería superar el 10-15% de su peso corporal.

Dolor de espalda y/o hombros, hormigueo en los brazos, postura encorvada son algunos de los problemas que pueden sufrir los niños cuando la mochila escolar es demasiado pesada o no la llevan de forma correcta.

Por ello, además de intentar no sobrecargar la mochila es es importante tener en cuenta una serie de consejos para elegir que cartera comprar y así evitar problemas de salud.
 
Cómo elegir la mejor mochila para el cole

Cómo elegir la mejor mochila para el colegio, en qué nos tenemos que fijar

A la hora de elegir qué mochila comprar además del precio,  el color, la marca… tienes que tener en cuenta estas consideraciones:

  • Tamaño correcto de la mochila:

    • La mochila nunca debe ser más ancho o más largo que el torso del niño.

    • Nunca debe sobresalir más de 10 cm por debajo de la cintura del niño. El fondo de la mochila debe descansar en la curva de la espalda baja

  • Algunas mochilas tienen cinturones de cadera y pecho que van a ayudar a transferir parte del peso en las caderas y el torso.
  • Elige una mochila con las correas para los hombros anchas y acolchadas. La parte trasera de la mochila también debe estar acolchada. Los hombros y el cuellos tienen muchos vasos sanguíneos y nervios que al oprimirlos pueden causar dolor y hormigueo en el cuello, los brazos y las manos.
  • Ajusta las correas de los hombros para que la mochila se adapte perfectamente en la espalda del niño. Una mochila que cuelga libremente puede hacer que el niño se incline hacia atrás y provocar deformación en los músculos.
  • Múltiples compartimentos para distribuir mejor el peso. Esto va a permitir organizar la mochila utilizando todos sus compartimentos.
  • Poner los artículos más pesados cerca del centro de la espalda del niño.
  • La mochila nunca debe pesar más de 10 a 20% del peso corporal del niño.
  • Siempre deben usarse ambos tirantes o correas. Colgar la mochila de un solo hombro puede causar que el niño se incline hacia un lado, se curva la columna vertebral y acabe causando dolor o incomodidad.
  • Siempre que sea posible, lo mejor son las mochilas con ruedas, sobre todo en el caso de que deban llevar mucho peso. 

 

Lecturas relacionadas: 

Añadir Comentario