Consumo de carne roja y mortalidad

Consumir altas cantidades de carne roja incrementa el riesgo de muerte prematura. 

Consumo de carne roja y mortalidad
Los resultados de un estudio, publicado en la revista Archives of Internal Medicine, muestran que cada porción de carne roja adicional al día está asociado con un incremento entre el 13% y el 20% en el riesgo de mortalidad por cualquier causa. 
El consumo de carne roja es responsable de casi 1 de cada 10 muertes prematuras. Concretamente se estima que 9,3% de las muertes en hombres, y 7,6% de las muertes en mujeres, podrían haberse evitado reduciendo a la mitad el consumo de porciones de carne roja (42 gramos) al día. 
La investigación incluyó a 37698 hombres y 83644 mujeres, de entre 40 y 75 años, sin antecedentes de enfermedad cardiovascular ni cáncer al inicio del estudio. Su dieta fue evaluada al inicio del estudio y cada cuatro años mediante un cuestionario de frecuencia alimentaria. 
Entre las carnes rojas no procesadas se incluye la carne de vaca, cerdo, cordero, y entre la carne roja procesada, el tocino, los perritos calientes, salchichas, salami y mortadela

Durante el seguimiento hubo 23926 muertes, de las cuales 5910 fueron por enfermedades cardiovasculares y 9464 por cáncer. El análisis de la mortalidad mostró que por cada porción adicional de carne roja al día, existía un mayor riesgo de mortalidad cardiovascular y de mortalidad por cáncer. 
Los investigadores estimaron que la sustitución de una porción de carne roja al día por otros alimentos ricos en proteínas, como el pescado, las aves, los frutos secos, las legumbres o los lácteos bajos en grasa, se asocia con una reducción del riesgo de muerte.  
Posiblemente las grasas saturadas, el colesterol, el hierro, el grupo hemos, el sodio y los nitritos de la carne roja podría explicar parte del riesgo de muerte cardiovascular. Además algunos compuestos que se encuentran en la carne roja, o que se generan por las alta temperatura de la cocción, incluyendo nitrosaminas, nitrosamidas, hidrocarburos aromáticos policíclicos y las aminas heterocíclicas, son cancerígenos potenciales y podría explicar parte del riesgo de muerte por cáncer. 
Pan A, Sun O, Bernstein AM , Schulze MB, Mandson JE, Stampfer MJ, y col. Archives of Neurology (2012). Online. 

Enlaces relacionados con, consumo de carne roja y mortalidad: 

Añadir Comentario

Subscribe!