Orquídea - Phalaenopsis


Existen más de veinticinco mil especies deferentes de orquídeas, y las tenemos repartidas por todo el globo, desde los polos hasta la llanura.
La phalaenopsis es una de las más evolucionadas y con mayor número de especies.

Se cultiva tanto para planta de interior como para flor cortada. Es muy apreciada, tanto por su belleza como por la duración de la floración. Al tratarse de una planta epifita (vive sobre otro vegetal) necesita un sustrato inerte, véase, cortezas de pino, porexpán, musgos, etc. Por lo tanto hay que mantener siempre húmedas las raíces tanto interiores como exteriores. Cuidado en no acumular agua vieja en los fondos de los recipientes, es un nido de bacterias y hongos.







 
 



 





 

 





 
 


Orquídeas

 

Cuidados de las Orquídeas

Luz
Abundante, pero no sol directo, protegida de las corrientes de aire.

Riego de las Orquideas
Abundante sobre las raíces durante el verano. Conviene añadirle al agua de riego abono especial para orquídeas, sobretodo antes de la floración. Nunca pulverizar las flores

Transplante
Se debe de transplantar la maceta al menos cada dos años. Antes o después de la floración, rellenando la maceta con cortezas de pino nuevas y aprovechando para cortar todas las raíces muertas y viejas que ya son inútiles.

Búsqueda personalizada
comments powered by Disqus
Compartir en Facebook
Twitter
Google
LinkedIn
Email