Musica vasca

La música regional española: música del País Vasco

En mi último artículo hice mención de la música folclórica vasca. Siempre unicamente suyo, esta “nación sin estado” entre España y el sur de Francia ha preservado y cuidado su música a lo largo de los años. Y ¡durante bastante tiempo! Una flauta hecha de un hueso de pájaro de hace 22.000 años fue hallada en Izturitz, y en otro sitio fue encontrada una trompeta de la época acílica.

Pero no fue hasta el año 1870 cuando las canciones y la música de la Región Vasca empezaron a ser disponibles más allá de esta región, cuando se publicaron los cantos populares.

La música folclórica y las improvisaciones que son características del País Vasco se han convertido en un bien de su pueblo y en una forma de identificar y celebrar su lengua y su cultura.

En el siglo XX, una serie de concursos empezaron a celebrarse y todavía siguen hoy. Existen escuelas dedicadas a la preservación y el desarrollo de la música nacional vasca. El concurso anual ha sido resucitado en cuatro districtos del sur del País Vasco, y mientras que durante los años de Franco, la canción y danza fueron tesoros guardados de forma secreta, considerados sinónemo con la resistencia, hoy en día existe una gran demanda para la música tradicional y los músicos capaces de tocarla.

La tradición de música coral vasca, una de las más fuertes de Europa, está tremendamente viva y supone una gran contribución a la cultura de la región vasca. En el sur se realiza una obra de misterio en un pueblo distinto cada año, con música y danza típicas. Miles de personas acuden a estos pueblos para ver y escuchar recitales al aire libre.

En mi artículo anterior hice una referencia un tanto arisca a la música pop. Pero uno de los gran logros del País Vasco es que algunos músicos conocidos han sabido mezclar la música popular y la tradicional para el beneficio de ambas y el gozo de muchos.

En mi próximo artículo viajaremos a Galicia a descubrir la música clasica gallega.

B.R.

Añadir Comentario