Runas para Leo

La Runa para Leo para los nacidos entre el 23 de julio al 6 de agosto es RAIDO

Para los Leo nacidos en estas fechas andan siempre buscando su equilibrio y su paz interior. Necesitan que todo sea armonioso a su alrededor y lo intentan.
Les encantan los largos viajes, los desplazamientos, las mudanzas… los cambios en general.


 

De vez en cuando buscan la tranquilidad para poder meditar y reflexionar sobre su vida: sobre su pasado y su futuro.
Son muy intuitivos y a través de ella se lanzan a tomar decisiones porque confían mucho en sí mismos. En cada encrucijada o cambio en su vida, escuchan a su intuición y suelen acertar siempre.
Los Leo se sienten satisfechos y orgullosos de esa capacidad que tienen y le celebran.
 
Invertida: suelen tener que desprenderse de personas queridas a lo largo de su vida, porque ellos evolucionan y los otros no, con lo cual van dejando cadáveres por el camino.
Necesitan liberarse de ataduras, que ya no les compensan.
Deberían ser más flexibles y comprensivos, porque a veces son demasiado intransigentes o autosuficientes. Deberían cambiar su actitud en la vida y les iría mucho mejor.
 
 

La Runa para Leo para los nacidos entre el 7 al 22 de agosto es MANNAZ

Para los Leo nacidos en estas fechas son personas que están constantemente planteándose elecciones, tomando decisiones, para proseguir su camino. Están siempre empezando de cero.
Son personas con una gran visión de futuro, que suelen acertar siempre en sus decisiones y saben coger una buena perspectiva del problema, analizar todos los elemento y salir airosos.
El éxito y las nuevas ofertas u oportunidades siempre aparecen en su vida y si no las dejan escapar, suelen escalar y obtener su meta.

Saben aprovechar muy bien sus experiencias, para aplicarlas en el futuro positivamente. Tienen la habilidad de saber corregir los errores del pasado y hacer que se conviertan en un aprendizaje más muy útil para su presente y futuro.
Son gente muy convincentes y dogmáticos, saben convencer a la gente, para conseguir lo que quieren.
Son prácticos y espirituales en la misma medida. Suelen trabajar su espiritualidad y normalmente están muy evolucionados interiormente.
 
Invertida: Son ambiciosos y manipuladores, todo por conseguir el poder. Es algo que les molesta de los demás, pero algunas veces ellos también lo hacen.
Son demasiado impulsivos y no se paran a pensar antes de actuar y esto les puede traer malas consecuencias. Quieren dominar la situación sin estar del todo seguros de ser capaces, lo que les lleva a situaciones en las que se sientes  en falso.
Deben analizar bien las cosas para que el resultado sea el correcto. Quizás deberían cambiar sus objetivos por otros más acordes con ellos mismos.

 

Lecturas relacionadas:

 

Añadir Comentario