El teléfono móvil de Google

Según este artículo de The Wall Street Journal, Google podría estar a punto de pujar por la compra de un espectro inalámbrico (un espacio en las ondas que se puede utilizar para ofrecer servicios de telefonía móvil e Internet) en una Comisión Federal de Comunicaciones en enero.

Según personas familiarizadas con el tema, Google estaría preparando una oferta en solitario, sin ningún socio, que podría ser de unos 4.600 millones de dólares o más, para lo cual está diseñando un plan de financiación que dependa de su propio dinero y, posiblemente, de algo más que le presten.

Mientras tanto, Google ha puesto en marcha ya una versión de prueba de una red inalámbrica avanzada en sus oficinas de Mountain View, California, con el fin de adquirir experiencia que le podría ser de gran utilidad en caso de ganar la puja por el espectro y de que decida poner en marcha una operadora de telefonía móvil nacional a gran escala.

No obstante, algunas operadoras establecidas podrían ver esto como una amenaza y hay muchos intereses en el tema, por lo que cabe la posibilidad de que algún plan de último momento modifique la estrategia de Google antes del 3 de diciembre, fecha límite para plantear una puja oficial.

Un portavoz de Google ha afirmado que sería entonces cuando la compañía revelaría cualquier plan de participar en la puja. “Mientras tanto, estamos haciendo todos los preparativos necesarios para poder ser un posible participante”, añadió. “Nuestro objetivo es garantizar que los consumidores estadounidenses tienen más opciones en un mercado inalámbrico competitivo y abierto”.