Un nuevo sensor creado con nanotecnología detecta los virus de la gripe en el aliento exhalado

El análisis del condensado de aire exhalado (EBC) ha ido adquiriendo reconocimiento como método de diagnóstico prometedor para vincular componentes gaseosos específicos presentes en el aliento humano, con enfermedades y con la exposición a compuestos químicos. Las pruebas de aliento también son mucho menos invasivas que las pruebas de sangre, se pueden hacer muy rápidamente y no crean ningún residuo biopeligroso.

Entre las plataformas basadas en nanotecnología para la detección ultrasensible y sin etiquetado de virus están las nanopartículas de oro, los nanotubos de carbono y los nanocables de silicio. Usando estos últimos, los investigadores de la Universidad de Pekín, en China, han configurado un transistor de efecto de campo de nanocables de silicio como un dispositivo ultra sensible para la detección del virus de la gripe en muestras de aire exhalado, enlazando químicamente un anticuerpo a su superficie. Tras el enlace del virus al anticuerpo, la conductancia se somete a un cambio discreto y, de ese modo, transforma en señales eléctricas la presencia biológica de un determinado virus en la respiración exhalada.

“Utilizando nuestro sensor de nanocables de silicio, hemos demostrado con éxito la detección directa y selectiva, en cuestión de minutos, de los virus de la gripe (H3N2) en muestras diluidas de condensado de aliento exhalado recogidas de pacientes con gripe”, explicó a Nanowerk el Dr. Maosheng Yao, investigador de la Facultad de Ingeniería y Ciencias Ambientales de la Universidad de Pekín.

El equipo informó sobre sus resultados en la edición en línea del 25 de junio de 2012 de la revista Nano Letters (“Rapid Flu Diagnosis Using Silicon Nanowire Sensor“).

Fuente: http://www.nanowerk.com/spotlight/spotid=25762.php