Nanotecnología para desarrollar tejido muscular humano

Unos cabellos a nanoescala de criaturas marinas podrían permitir el desarrollo de tejido muscular humano

Investigadores de la Universidad de Manchester han descubierto que unos cabellos de dimensiones nanométricas obtenidos de criaturas marinas podrían ser la clave para la creación de tejido muscular humano.

Los científicos han descubierto que la celulosa de los tunicados, comúnmente conocidos como ascidias, puede influir en el comportamiento de las células del músculo esquelético en el laboratorio.

Estas nanoestructuras son varios miles de veces más pequeñas que las células musculares y constituyen la herramienta física más pequeña encontrada hasta la fecha capaz de producir la alineación celular.

La alineación es importante, dado que una parte importante del tejido del cuerpo, incluido el músculo, contiene fibras alineadas que le dan fuerza y rigidez.

La celulosa es un polisacárido –una larga cadena de azúcares unidos entre sí– presente habitualmente en las plantas y es el principal componente del papel y de determinados productos textiles como el algodón.

Ya se está utilizando para diversas aplicaciones médicas, incluidos los apósitos para heridas, pero esta es la primera vez que ha sido propuesta para la creación de tejido muscular esquelético.

Fuente: Physorg