Banco de células madre

Sir Richard Branson ha anunciado la última incorporación a su imperio de la música, líneas aéreas y teléfonos móviles: un banco de células madre obtenidas a partir de los cordones umbilicales de niños recién nacidos. Las células, que se recogen justo tras el nacimiento del niño y se congelan para su almacenamiento, pueden regenerar la médula ósea, lo que hace que sean fundamentales en el tratamiento de cánceres de sangre y enfermedades inmunológicas.

Futuros avances científicos relacionados con las células madre podrían hacer realidad la posibilidad de utilizar las células para regenerar órganos y tejidos dañados. Sin embargo, el banco ha originado dudas entre los especialistas, que temen que las comadronas y el resto del personal implicado del hospital se puedan distraer con la tarea de tener que recoger sangre del cordón inmediatamente después del nacimiento.

Este banco será el primero del país en ofrecer el servicio dual: público y privado. Las muestras depositadas se almacenarán por separado en dos depósitos, uno privado y otro público. El NHS (servicio nacional de salud) podrá utilizar libremente las células almacenadas en éste último para tratar a los pacientes compatibles.

Según el plan, los padres deberán pagar 2.274 € para almacenar las células madre de sus bebés durante 20 años. Una quinta parte de la muestra será para su uso privado, mientras que el resto estará disponible para tratar a otros pacientes.

Durante una conferencia en Londres, Sir Richard señaló: “Aunque el almacenamiento de sangre de cordones umbilicales es una práctica habitual en muchos países, en el Reino Unido existe todavía confusión entre los distintos tipos de células madre. Estamos hablando de… las que se extraen de la sangre de los cordones umbilicales, que normalmente se deshecha tras el nacimiento del niño. El uso de estas células como tratamiento no supone ningún problema ético”.

La inversión de más de 15 millones de euros está siendo financiada por Merlin Biosciences. Según Sir Richard, Virgin recibirá la mitad de los beneficios y lo donará a organizaciones benéficas. Sir Richard espera que el banco, con sede en Plymouth, llegue a albergar 300.000 muestras.

Fuente: The Guardian Science