Diccionario de Nombres | Significado de Dedicación

Significado del nombre Dedicación

Dedicación. Las basílicas cristianas, consagradas a la celebración de los misterios mediante el rito solemne de la Dedicación.

Historia y el Santo

La dedicación de la Basílica de Santa María.

La Iglesia de Santa María La Mayor o Santa María de las Nieves o la Basílica Liberiana (este último nombre hace referencia al Papa Liberio quien cristianizo la basílica profana en el siglo IV).

La Iglesia se erige sobre el monte Esquilino, en Roma y es una de las 4 basílicas mayores primarias que representan el patriarcado de Antioquía.

Durante el tiempo de Sixto III, en el siglo V, poco tiempo después de anunciar la maternidad de María, se dedica a la Virgen María los treinta y seis mosaicos que adornan la nave central (arte y teología representados por el moviendo del Bajo Imperio).







 
 



 





 

 







Posteriormente en el siglo VII se propago la leyenda que la basílica guardaba el pesebre de Belén. A partir de Sixto III, otros Papas fueron adornando la Iglesia, se cree que el dorado de su techo pertenece al primer oro traído de América.

La dedicación a la Iglesia se celebra el 5 de agosto.

La Dedicación de la Basílica de Letrán.

Esta celebración se incorpora en el nuevo calendario con la categoría de fiesta y hace referencia a la Catedral de Roma como "La Madre de todas las iglesias" (Orbis et Orbis)

La Iglesia católica a través del papa otorga el titulo de basílica a ciertos templos, la primera basílica de la religión católica fue la de Letrán. Situada en propiedad de los lateranos, el emperador Constantino el Grane dona el Palacio de Letrán al papa Melquíades y se le llamo también basílica del Salvador. San Silvetro convirtió el palacio en templo un 9 de noviembre del 324.

La basílica de Letrán es la Catedral del papa y la más antigua de las basílicas de la iglesia; en su entrada tallado en su frontis se lee "Madre y Cabeza de todas las iglesias".


A partir del siglo XI, los calendarios romanos lo celebran el 09 de noviembre.

Dedicación de la basílicas de los Santos pedro y Pablo, apósteles.

Celebración conjunta de consagración a la nueva basílica de San Pedro y a la antigua basílica constantiniana de San Pablo.

La Basílica de San Pedro es el principal templo de la Iglesia Católica y se encuentra sobre la colina del Vaticano en Roma dentro de la Ciudad de Vaticano.

En el año 320 el emperador Constantino manda construir la primera basílica de San Pedro en el antiguo emplazamiento (donde se creía que se encontraban los restos del apóstol). Durante los dos siglos siguientes, los distintos emperadores fueron ampliando el templo. En la edad media se vuelve ampliar en los papados de Eugenio III y de Nicolas III. En 1454 el papa Nicolas V decide encargar a león Battista Alberti un proyecto de unificación para reconstruir la vieja iglesia. Los siguientes papas deciden no demoler y conservar la antigua basílica, se le sigue indexando hasta que el papa Julio II le encarga a Donato Bramante el proyecto del nuevo templo de San pedro que comenzó en el año 1506.

El proyecto de Bramante consistía en un edificio centralizado con cúpula respondiendo a los tiempos humanistas del renacimiento. Lo sucedió Rafael en la dirección de la obra, pero modificando la planta en una cruz latina. Se suceden distintos arquitectos, como Baldassare Peruzzi o Antonio Sangallo el Joven; hasta que Miguel Ángel propone retomar la planta centralizada de Bramante. Durante el pontificio de Alejandro VII, Bernini compone la colomnata de la plaza elíptica, las columnas salomónicas del altar mayor de San pedro y la Escalera Real que va a los palacios Vaticanos. La construcción duro 170 años, bajo el mandato de 20 papas.

El papa Urbano VIII, consagra el 18 de noviembre de 1626 la nueva basílica de San pedro coincidiendo con el aniversario de consagración de la Basílica antigua.

La vieja basílica constantiniana de San Pablo se encuentra a 11 km de San Pedro en el mismo Roma en un lugar que se llama "Las tres fontanas". Según la tradición es el lugar donde San Pablo fue decapitado, y al momento su cabeza dio tres golpes en el suelo antes de detenerse y por cada uno de ellos broto agua, de ahí las tres fontanas. La basílica fue levantada por orden del papa San León Magno junto con el emperador Teodosio; en 1923 un incendio la destruye y es reconstruida por el Papa Pió IX que la consagra en 10 de diciembre 1854 como basílica constantiniana de San Pablo.
Le puede interesar
Gadgets para tu web
Búsqueda personalizada
comments powered by Disqus
Compartir en Facebook
Twitter
Google
LinkedIn
Email