¡Clásico Electrizante con colores Fluor!

Vamos a renovar nuestros clásicos y a darles un toque eléctrico, quién sea fiel a un clásico serio…que no siga leyendo (;P es broma), esto podría parecerle una herejía jejeje. Pero para todos aquellos a los que nos gusta dar nuevos enfoques a determinadas piezas o espacios ¡que no se pierda nada!.


Queda claro que los colores flúor están pegando fuerte en el interiorismo de nuestros hogares, asique vamos a ver cómo y porqué incluirlos en espacios de estilo más clásico e incluso como adaptar piezas clásicas y hacerles un cambio de look en éstos tonos.

Es verdad que no siempre es fácil seguir a “píes juntillas” las tendencias y sobretodo si hablamos de interiorismo o decoración ya que no es muy económico cambiar el mobiliario o pintar la casa, por eso hay que tener herramientas para adaptar nuestros espacios sin que nos afecten mucho los cambios de tendencia. Hoy os facilito herramientas para darle un toque “eléctrico” a nuestros espacios de estilo clásico.

Es una tendencia es muy fácil de llevar a cabo, sólo hay que seguir éstas recomendaciones:

  1. Lo primero elegir si queremos customizar las paredes o el mobiliario, yo elegiría una pieza de mobiliario ya que es un elemento más versátil, la podemos cambiar de lugar y darle un aire nuevo a otro espacio de nuestra casa.
  2. Elegir uno o máximo dos colores flúor, recordar que no queremos invadir el espacio, sino  darle un punto fresco y diferente a nuestro hogar. En el caso de espacios “oscuros” podemos incluir dos colores sin ningún problema ya que aportarán una luz puntual muy molona.
  3. Situar los elementos electrizantes en espacios de carácter neutro, en los que aporten color y ganen protagonismo, pero siempre sin romper la estética principal del espacio. Yo optaría por incluirlo en espacios rústicos con mucha luz.

Éste recurso es económico y muy eficaz, ya que incluyendo un sólo color fluor podemos transformar una habitación:
  • Además es algo que podemos hacer nosotr@s mism@s si tenemos un poco de mano con la pintura.

    Podemos comprar pintura y customizar varias piezas, pintar una pared, una silla, una cómoda…

  • Otra opción sería retapizar piezas clásicas, en algún tono llamativo, que le dará una nueva vida a la pieza.
  • Por último, podemos adquirir pequeños complementos del mismo color que nos ayuden a crear una atmósfera más electrizante aún :D.

¿Qué me decís? ¿Os atrevéis a incluir algún clásico electrizante en vuestro hogar? ¡Yo si!

Muaaaaaka!