La desconexión digital de los trabajadores: ¿un nuevo derecho laboral?

Tras acabar la jornada laboral son muchos los trabajadores que, de forma voluntaria o bien por imposición de sus jefes, siguen conectados a su trabajo a través de su teléfono móvil u ordenador, alargando así su jornada de trabajo. 

La desconexión digital de los trabajadores: ¿un nuevo derecho laboral?

Ante esta situación Francia ha tomado cartas en el asunto y ha aprobado una ley que por primera vez incorpora el derecho a la desconexión electrónica del trabajador con la empresa fuera del horario laboral.

La Ley 2016/1088, de 8 de agosto de 2016, más conocida como Loi Travail, establece, entre otras medidas, que las empresas deberán implantar sistemas tecnológicos que, de alguna manera, limiten o impidan que los trabajadores accedan al área de trabajo a través de dispositivos electrónicos fuera de su jornada laboral.

El Código de Trabajo francés se ha visto afectado tras esta reforma. Con efectos desde el 1 de enero de 2017, la negociación anual sobre igualdad profesional entre las mujeres y los hombres y la calidad de vida en el trabajo, que se debe realizar de forma obligatoria con los representantes de los trabajadores en las empresas que cuenten con representación sindical, deberá tratar también el asunto de la desconexión digital.

En esta negociación se deberán establecer “las modalidades del pleno ejercicio por el trabajador de su derecho a la desconexión y la puesta en marcha por la empresa de dispositivos de regulación de la utilización de los dispositivos digitales, a fin de asegurar el respeto del tiempo de descanso y de vacaciones, así como de su vida personal y familia (nuevo apartado 7º del Art. L. 2242-8 del Código de Trabajo Francés).” Sigue diciendo el artículo reformado que, si no se llega a un acuerdo, el empleador, tras una audiencia del comité de empresa o de los delegados de personal, deberá elaborar una política de actuación que defina las modalidades de ejercicio del derecho a la desconexión. Además, de cara al trabajador, se deberá prever la puesta en marcha de acciones de formación y sensibilización dirigidas al mismo sobre el uso razonable de los dispositivos digitales.

derecho a la desconexión digital

La creación de una política de desconexión del trabajador, así como la implantación de medidas que lo lleven a cabo, afectará a todas las empresas francesas independientemente de su tamaño.

Lo que se ha buscado con esta nueva medida es evitar que el trabajador siga trabajando una vez terminada su jornada laboral, por ejemplo, a través del móvil de la empresa, contestando emails del trabajo. ¿Cómo pueden evitar las empresas ese acceso del trabajador a sus dispositivos digitales fuera del horario de trabajo?

Aunque nos encontramos ante la primera ley que establece este derecho a la desconexión, hay empresas que ya habían implementado medidas de este tipo. Por ejemplo, los trabajadores de la compañía alemana Mercedes Benz, tienen la posibilidad de acogerse al sistema Mail on holiday, un pequeño programa que integrado en Outlook redirecciona los correos dirigidos a los trabajadores que se encuentran de vacaciones, a otros trabajadores que se encuentran en activo. Otra forma es restringir directamente el uso de los teléfonos móviles de empresa. Esto último es lo que ha hecho Volkswagen, que desde 2011 desconecta sus servidores informáticos entre las 18:15 horas y las 7:00 de la mañana.

Es evidente que esta ley del país vecino no afecta directamente a España, pero al ser la primera ley que recoge el derecho a la desconexión digital de los trabajadores, lo más seguro es que sirva de referente para futuras leyes españolas y del resto de países de Europa.

Estamos ante un nuevo derecho de los trabajadores que ha surgido con el uso de las nuevas tecnologías. Este derecho a la desconexión permitirá a los trabajadores desconectar de su trabajo de forma efectiva, y dedicar ese tiempo a la familia y amigos. Aunque también podrá conllevar un recorte de los salarios, al limitar el tiempo de trabajo. Y otro asunto diferente será ver si efectivamente se cumple con la ley o no, porque al menos en nuestro país, muchos trabajadores están dispuestos a hacer lo que sea para no perder su puesto de trabajo.


Añadir Comentario