Salud | Autoayuda | Controlar la ira | Resolver conflictos sin enfadarse

Resolver conflictos sin enfadarse

Resolver conflictos de forma respetuosa

Pautas para la resolución de conflictos de forma respetuosa

Una de las claves para controlar la ira es aprender a resolver conflictos de forma respetuosa y sin perder el genio. Aquí hemos traducido una clase práctica de Anger Management Resource que al menos puede servir como primer paso hacia este importante aprendizaje.

El orador: es la primera persona en hablar y es, también, por lo general, quien tiene "el problema".

  • Establecer una conexión positiva: quiero hablar contigo de esta manera porque (te amo, nuestra relación es importante para mí, etc)..

  • Compartir nuestra percepción: cuando siento que... (te enfadas, me ignoras, me criticas, etc.) o... cuando llegas tarde, dejas la ropa tirada, etc..

  • Lo que sentimos como consecuencia: Me siento... (enfadado, herido, frustrado, etc.).

  • Nuestro comportamiento: Entonces yo respondo... (discutiendo, gritando, recluyéndome, callándome, etc.).

  • Nuestro temor subyacente: cuando esto sucede tengo miedo a... (ser rechazado, abandonado, avergonzado, etc.).

  • La historia de nuestros sentimientos: el modo en que esto se relaciona con mi experiencia emocional de la infancia es... (describir las experiencias emocionales relacionadas previas a esta relación, empezando desde nuestros primeros recuerdos).

  • Nuestra petición: lo que realmente quiero es... (indicar el comportamiento específico que deseamos e nuestra pareja).

El interlocutor: la otra persona que participa en el diálogo.






 





  • Escuchar de forma reflexiva: repetir, lo mejor que podamos, las palabras exactas de nuestra pareja con respeto e interés (entiendo que me estás diciendo que... ; si estoy escuchando correctamente...).

  • Mostrar empatía y reconocimiento: aceptar la validez de los sentimientos de nuestra pareja, independientemente de que estemos de acuerdo con ellos (cuando me pongo en tu lugar, puedo ver por qué te sientes así).

  • Expresar comprensión: mostrarle que comprendemos lo que está experimentando (creo que puedo entender a qué te refieres; entiendo lo que quieres decir).

  • Mostrar apoyo: expresar nuestro agradecimiento porque se haya abierto y nos haya mostrado sus sentimientos (agradezco que me digas cómo te sientes; gracias por tu franqueza).

  • Nuestra respuesta a su petición: ser honesto sobre lo que realmente pensamos que podemos hacer, marcarnos unos plazos, etc. (en respuesta a lo que me pides, creo que puedo...; lo que me gustaría hacer ante tu petición es... )

Directrices para el orador para resolver un conflicto sin ira

  • Utilizar una voz tranquila y agradable; y evitar alzar la voz.
  • Sentarse cómodamente en una silla sin cruzar los brazos ni las piernas.
  • Respirar profundamente con el abdomen. Esto nos ayudará a mantener la calma y un tono de voz agradable.
  • Nuestro principal objetivo es expresarnos con amabilidad y respeto, manteniendo toda nuestra energía en nuestra relación de manejo de la ira.
  • Estamos asumiendo la responsabilidad de nuestros sentimientos y reacciones, al mismo tiempo que hacemos saber a nuestra pareja qué ha pasado y cómo nos ha afectado.

Directrices para el interlocutor para resolver un conflicto sin ira

  • Esperar pacientemente mientras se dirigen a nosotros. Escuchar con atención, porque tendremos que repetir lo que nuestra pareja ha dicho cuando él / ella termine para asegurarnos de que lo hemos entendido correctamente.
  • Mirar a nuestra pareja mientras nos está hablando.
  • No interrumpirle mientras habla.
  • Mientras escuchamos, ponernos en el lugar del orador. Dejar a un lado nuestra agenda por un momento. ¿Cómo se siente la otra persona? ¿Cuál es su perspectiva? ¿Cómo experimenta su relación con nosotros?
  • Si no tenemos claro o no entendemos lo que el orador nos acaba de decir, debemos pedirle que lo repita. Pero es importante no hacer ningún comentario ni responder en ese momento a lo que nos está diciendo.

 

Le puede interesar:


Temas relacionados con la autoayuda


comments powered by Disqus
Compartir en Facebook
Twitter
Google
LinkedIn
Email