Nuevo código de direcciones de Internet

El regulador de Internet Icann ha aprobado una propuesta para permitir que las direcciones Web puedan estar escritas en alfabetos con caracteres no latinos – como el chino mandarín, el árabe, el hindú o el cirílico ruso–, algo que según él supondrá el “mayor cambio” en el funcionamiento de Internet desde su invención hace 40 años.

Según esta propuesta, los nombres de dominio –como guardian.co.uk– se podrían escribir en otros idiomas y las máquinas que conectan los ordenadores a lo largo de Internet los entenderían en la lengua autóctona.

Los primeros dominios de este tipo, denominados Internationalised Domain Names (IDN) podrían estar en funcionamiento a mediados del próximo año, señaló Rod Beckstrom, presidente de Icann, que se encarga de supervisar el desarrollo de estas tecnologías en línea.

“De los 1.600 millones de usuarios que hay hoy en día en todo el mundo, más d ella mitad utilizan lenguas con una escritura que no se basa en la latina”, señaló Beckstrom en la inauguración del congreso de Icann en Seúl, Corea del Sur, esta semana. El congreso acaba de aprobar el cambio tras más de nueve años de trabajo y dos años de pruebas.

El cambio implica que a partir de ahora habrá un código de direcciones de Internet universal que funcionará en cualquier idioma y en todas partes. Hasta ahora, los ordenadores que traducen las direcciones a una cadena de dígitos que indica la “dirección de Internet” de los ordenadores de destino solo funcionaban con caracteres latinos. El nuevo sistema traducirá esas direcciones independientemente del sistema de escritura utilizado.

Esto podría significar un considerable aumento en el número de personas que podrán utilizar Internet directamente con teclados en sus propos idiomas, en lugar de pelearse con las letras del alfabeto latino que apenas les resultan familiares.
No obstante, de momento, solo el nombre de dominio podrá estar en un sistema escritura no latina; el sufijo, como .com o .org, deberá estar escrito en el alfabeto latino.

“Se trata de hacer Internet más accesible y global”, señaló Beckstrom.
Icann pondrá en marcha un proceso rápido para aprobar el plan el 16 de noviembre, lo que significaría que las primeras direcciones IDN estarían en funcionamiento a mediados de 2010.

Probablemente, los primeros usuarios serán las operadoras chinas, árabes y rusas.
No obstante, incorporar las IDN al correo electrónico llevará algo más de tiempo.
Lo que no desaparecerá de las direcciones Web es el prefijo “http://”.

Fuente: The Guardian Technology