Cómo lograr que nuestro blog se haga viral

Al analizar diversos contenidos virales (contenidos compartidos de forma masiva y que se extienden rápidamente por las redes sociales en todo el mundo), podemos observar que hay una serie de características comunes o que se repiten en muchos de ellos y que nos llevan a compartirlos: contenidos que generan algún tipo de emoción en nosotros (nos hacen reír, nos emocionan o conmueven, etc.), los que generan debate o nos plantean un desafío o reto, etc. Cuantas más características de este tipo presente un contenido más probabilidades hay de que se convierta en viral. No obstante, eso no siempre es suficiente. La creación de contenidos es sólo una parte del proceso. Además, hay que promocionarlos.

Promoción de contenidos

 

¿De qué sirve que redactemos una entrada de blog o grabemos un vídeo asombrosos si nadie se entera de que lo hemos hecho?

Los contenidos se elaboran para ser leídos o vistos por un público.

Debemos promocionarlos y darles la exposición necesaria para que llegue a la gente adecuada, ya  sea el perfil de público para el que han sido diseñados o bien determinados personajes influyentes que puedan hacer que adquieran gran difusión.
La promoción de los contenidos es tan importante (o más) que su creación, hasta el punto de que blogueros como Derek Halpern, de Social Triggers, nos recomiendan que invirtamos sólo el 20% de nuestro tiempo en la creación de contenidos y un 80% en su promoción.

¿Cómo podemos promocionar nuestros contenidos?

Sin duda, dándoles difusión en diversos medios. Estas son algunas formas de promoción:

1. Enviar el enlace de los contenidos a nuestra lista de correo electrónico
Podemos poner en nuestro blog algún tipo de desplegable o ventana emergente que invite al usuario a registrarse en nuestra lista de correo.

2. Compartir nustros contenidos varias veces en los medios sociales
Muchas redes están diseñadas para que no todos los usuarios vean todas las publicaciones de sus amigos o páginas que siguen. Al compartir varias veces nuestros contenidos, aumentan las probabilidades de que éstos lleguen a más usuarios. Para no tener que hacerlo de forma manual, en algunos blogs podemos utilizar plugins como Revive Old Post, que automatizan la compartición de entradas antiguas.

3. Republicarlo en otros sitios o comunidades de blogs
Con el fin de llegar a públicos diferentes.

4. Lograr que lo difunda alguien “influyente”
En Internet se considera que alguien es influyente cuando tiene muchos amigos o contactos. Si no conocemos directamente a ninguno, podemos mencionar en nuestra publicación a alguien destacado alabando su trabajo en algo relacionado con nuestra publicación.

5. Unirnos a comunidades de contenidos y enviar nuestras publicaciones
Hay comunidades especializadas en casi todos los temas, solo debemos encontrar una en la que encajen nuestros contenidos. Y si no encontramos ninguna, siempre podemos crear una. Un ejemplo, son las comunidades de Google+. Ahí encontraremos lectores interesados en nuestro tema y, por lo tanto, más receptivos a leer y compartir nuestros contenidos. No obstante, no debemos limitarnos a usarlas como medio de promoción, debemos compartir solo nuestras mejores publicaciones y añadir otras que nos parezcan interesantes de otros autores, hacer comentarios, etc. En definitiva, debemos integrarnos en la comunidad.

6. Unirnos a grupos de pares y publicar en ellos nuestros contenidos
Los grupos de pares son grupos sociales integrados por miembros con algún tipo de interés común. Al igual que con las comunidades, si nos unimos a grupos interesados en temas similares a los de nuestros contenidos y publicamos nuestros contenidos en ellos, tendremos acceso directo a una amplia base de potenciales lectores receptivos a nuestros contenidos.

7. Añadir botones para que los lectores puedan compartir nuestras publicaciones en las redes sociales
A nadie le gusta perder tiempo. Facilitar la compartición de nuestros contenidos, de forma que sólo haya que pulsar un botón, podría ayudar a incrementar el número de comparticiones. Un ejemplo, son los botones de AddThis.

Botones para compartir contenidos, de AddThis

8. Averiguar en qué sitios y con qué temas obtenemos los mejores resultados y potenciarlos
Podemos utilizar Google Analytics o kissmetrics, y Google Trends, analizar los trending topics de Twitter, hacer un seguimiento de las palabras clave para averiguar de qué se está hablando y en dónde, analizar qué temas adquieren mayor popularidad en los foros, etc.

9. Contratar anuncios de pago y campañas de marketing

10. Utilizar una aplicación como Buffer o Hootsuite para gestionar la compartición escalonada de publicaciones en nuestras redes sociales. Con ellas podemos programar las horas de publicación y hacerlas coincidir con las horas en las que hay más usuarios en línea.

Seguir leyendo:

 


Sin Respuestas

Añadir Comentario