Niños son más vulnerables a la exposición de los nanomateriales

Un estudio de investigación ha informado de que el nivel de exposición a las nanopartículas de dióxido de titanio en los niños puede ser mucho más elevada que en los adultos, dado que los niños consumen cantidades mayores de dulces que contienen estas nanopartículas.

El estudio realizado por Paul Westerhoff y sus colegas proporciona la primera información exhaustiva sobre las cantidades de nanopartículas de dióxido de titanio presentes en una amplia variedad de productos de consumo, desde cosméticos a colorantes alimentarios. Los resultados del estudio han sido publicados en Environmental Science & Technology, una revista de la American Chemical Society.

El equipo descubrió que los niños consumen más cantidad de dióxido de titanio en comparación con los adultos, debido a que los dulces, tales como los helados, las nubes y los caramelos contienen los niveles más altos de estas nanopartículas. El artículo menciona los nombres de los productos analizados y su contenido de dióxido de titanio. Westerhoff sugiere que los organismos reguladores deberían cambiar su visión de las nanopartículas de dióxido de titanio utilizadas en los procesos industriales y los colorantes de algunos alimentos, dado que constituyen una fuente potencial de riesgo para los seres humanos, los animales y el medioambiente.

Fuente: Azonano