Nanopartículas vencen tumores resistentes al tratamiento

Al igual que las bacterias, las células cancerosas pueden desarrollar resistencia al tratamiento con fármacos. De hecho, las investigaciones sugieren cada vez más que las células cancerosas con resistencia cruzada que permanecen con vida tras la quimioterapia son las responsables de la reaparición de tumores y el mal pronóstico de los pacientes con cáncer recurrente. La resistencia cruzada tiene lugar en el 50% de las pacientes con una recaída de cáncer de ovarios, siendo la causa de gran parte de la elevada mortalidad asociada a este tipo de cáncer.

En un intento de sortear los mecanismos que utilizan las células cancerosas para evitar la muerte celular tras la quimioterapia, investigadores de la Universidad de Northeastern, dirigidos por el doctor Mansoor Amiji, han creado una nanopartícula polimérica que asesta un golpe en dos tiempos a las células cancerosas con resistencia cruzada en ovarios.

El primer golpe proviene del fármaco ceramida, que derrota a una enzima utilizada por las células tumorales con resistencia cruzada para evitar la apoptosis o la muerte celular programada activada por la quimioterapia.

La nanopartícula asesta el segundo golpe en forma de paclitaxel, un potente agente anticancerígeno utilizado como tratamiento de primera línea para el cáncer de ovarios. Amiji, principal investigador de una de las Cancer Nanotechnology Platform Partnerships del National Cancer Institute, y sus colegas, publicaron sus resultados en la revista Cancer Research.

Fuente: PhysOrg