Las ancestrales diatomeas podrían fabricar biocombustibles, dispositivos electrónicos y alimentos saludables

Las diatomeas, unas diminutas formas de vida marina que han existido desde los dinosaurios, podrían hacer que finalmente la producción de biocombustibles a partir de algas sea verdaderamente rentable, dado que al mismo tiempo pueden producir otros productos valiosos como semiconductores, productos biomédicos e incluso alimentos saludables.

Los ingenieros de la Universidad Estatal de Oregon admiten que esta tecnología fuerza un poco los límites, pero no es ciencia ficción; muchos de los avances necesarios ya se han logrado y la Fundación Nacional para la Ciencia acaba de proporcionar una beca de cuatro años y 2 millones de dólares para contribuir a que se convierta en realidad.

En teoría y, posiblemente, también pronto en la práctica, estas asombrosas algas microscópicas podrán tomar algunos de los materiales más baratos y abundantes de la tierra -como el silicio y los nitratos- y, sin añadir mucho más que sol, casi cualquier tipo de agua y dióxido de carbono, producir un flujo constante de productos asequibles.

El concepto se llama “biorefinería fotosintética”. En otras palabras, con arena, fertilizantes, un poco de sol y agua salada, algún día, podrían funcionar los automóviles del mundo y proporcionar materiales para la electrónica, con la ayuda de una pequeña microestructura unicelular que ya ayuda a formar la base de gran parte de la cadena alimentaria marina y los ciclos del dióxido de carbono de la atmósfera terrestre.

Fuente: http://oregonstate.edu/ua/ncs/archives/2012/sep/ancient-diatoms-could-make-biofuels-electronics-and-health-food-%E2%80%93-same-time