El bronce de óxido de vanadio podría reemplazar al silicio en los microprocesadores

Pocos materiales modernos han alcanzado la fama del silicio, un elemento fundamental utilizado en los chips de los ordenadores y homónimo de Silicon Valley, sede de algunas de las empresas de tecnología más importantes del mundo.

Sin embargo, la próxima generación de ordenadores podría no depender tanto del silicio. Unos investigadores de la Universidad de Buffalo se encuentran entre los científicos que están trabajando para identificar los materiales que algún día podrían reemplazar al silicio con el fin de lograr una computación más rápida. Su último descubrimiento: un bronce de óxido de vanadio cuyas inusuales propiedades eléctricas podrían aumentar la velocidad a la que se transfiere y almacena la información.

La razón de que estos nanocables sean tan especiales es que realizan un raro truco: cuando se exponen a un voltaje aplicado a temperatura ambiente, los cables se transforman pasando de ser aislantes que se resisten a transportar la electricidad a ser metales que conducen la electricidad con mayor facilidad.

Cada uno de estos dos estados -aislante y metal- podría representar un 0 o un 1 en el código binario que utilizan los ordenadores para codificar la información, o bien los estados “on” y “off” que utilizan las máquinas para realizar cálculos. “La capacidad que estos nanomateriales tienen de cambiar eléctricamente entre los estados on y off una y otra vez a grandes velocidades hace que sean útiles para la computación”, señaló el coautor del estudio Sambandamurthy Ganapathy, profesor asociado de física en la UB.

Fuente: http://phys.org/news/2012-09-vanadium-oxide-bronze-silicon-microchips.html