Nanotubos capaces de desplazar nano cantidades de metales fundido

Uno de los problemas relacionados con la fabricación de nano-máquinas según una escala de moléculas es cómo colocar cantidades tan pequeñas de materiales exactamente en el sitio que les corresponde.

Un equipo de investigación de la Universidad de Berkeley ha desarrollado un método que permite trasladar glóbulos de metal fundido de solo 30 nanometros. (¿Cómo se mide un nanometro? Si divide un centímetro en diez millones de partes iguales, cada una de ellas es un nanometro. Un nanometro equivale a 10 átomos de hidrógeno).

El método desarrollado por los investigadores de Berkeley consiste en colocar un glóbulo de metal en la punta de un nanotubo. Mediante la aplicación de un voltaje, se puede desplaza el glóbulo por la parte exterior del tubo.

Hasta ahora se ha logrado desplazar a átomos individuales a través de la punta de microscopios muy avanzados, un método demasiado complejo para la producción práctica de nanomáquinas. Sin embargo, este nuevo avance tecnológico realizado por los científicos de Berkeley supone otro paso hacia la fabricación masiva de nano-aparatos.