Ordenadores portátiles

La era de los portátiles

Las ventas de ordenadores portátiles en los Estados Unidos han superado por primera vez durante el mes de mayo a las de los ordenadores de sobremesa. Dichas ventas representan ya un 53% (frente al 46% durante el mismo período durante el año pasado), según un estudio llevado a cabo por la firma Current Analysis.

La bajada de precios de los portátiles

Las razones de este salto se centran en el incentivo para los consumidores de unos precios más bajos. Durante el año pasado los precios de los portátiles cayeron un 17%; mientras que los ordenadores de sobremesa solo redujeron sus precios un 4%.

Otros factores se centran en avances de las prestaciones ofrecidas por los portátiles, tales como baterías de mayor duración, placas para CD y capacidad inalámbrica. De hecho, según Current Analysis, mientras el año pasado un 80% de los portátiles vendidos ofrecían conectividad inalámbrica, este año lo hacen un 95%.

Por último, según la citada firma, los ordenadores portátiles continuarán ganando peso en el mercado de los PCs.

Intel y el pentium M

Compañías como Intel se han apresurado a dar la bienvenida a la era de la primacía de los ordenadores portátiles. En la misma línea, Intel asegura que la demanda de notebooks está en aumento y ya ha esbozado nuevos proyectos para aumentar su participación en el negocio de comunicaciones móviles e inalámbricas.

Los portátiles con el Pentium M representan ya el 23% de todos los portátiles vendidos en los almacenes (Current Analysis).

El procesador Pentium M fue introducido en marzo de 2003. Fue el primer intento de construir un procesador específico para un entorno móvil, combinando aspectos de los procesadores de la compañía Pentium III y Pentium 4 para crear un chip de alto rendimiento que consumiera menos energía que los procesadores basados en Pentium 4.