Nanotecnología de la UE para aplicaciones industriales

Unos investigadores del proyecto europeo Nano-FIB se han dado prisa para sacar su tecnología del laboratorio al mercado. La presentación de la transferencia oficial de esta nueva tecnología tuvo lugar en el centro nacional de investigación de Francia, el CNRS, la semana pasada.

Trabajar a nano-escala exige unas herramientas muy precisas, como por ejemplo unas rayas de ion enfocados capaces de manipular materia a una escala más pequeña que nunca. En 2001, los investigadores que participaban en Nano-FIB fijaron como objetivo dar a un rayo de ion basados en galio (FIB) menos tamaño y más precisión. Pretendían fabricar un “lápiz” o rayo de energía FIB menor que 10 nanometros en diámetro. Y lo han conseguido.

La Unión Europea apoya este tipo de investigación por su potencial impacto revolucionario sobre una gran variedad de aplicaciones industriales. El uso más familiar de tecnologías de fabricación a pequeña escala es la fabricación de micro procesadores y otros circuitos integrados. Normalmente, un cristal de silicona se esboza y se empapa con otros elementos mediante métodos de rayos de luz. Pero los rayos de luz empiezan a alcanzar su límite según los expertos, aunque la tecnología de rayos ultra violetas aumentarán las posibilidades de organización óptica.

Fuente: europa.eu.int, EU nano-project revs up for commercial success

Temas relacionados con nanotecnología y UE