La verdadera historia de la rosa de El Principito

Hola a tod@s, he vuelto de vacaciones y tenía ya muchas ganas de escribir este post, pues como sabrán, uno de mis libros favoritos (y es que lo he dicho un montón de veces) es El Principito.

Así que hoy voy a hablarles de el nombre propio que se esconde detrás de esa rosa tan amada para él, esa rosa egoísta y que siempre está en la mente de nuestro querido protagonista:

Cuando leemos el libro, que suele estar catalogado para niños, pero que en realidad es un gran libro para adultos, nos encontramos con esa Rosa que es orgullosa, vanidosa y se piensa única y que podemos asociar a simbolismo puro de estas características.

Lo que muchos no saben es que esta “rosa” tenía nombre propio y jugó un papel muy importante en la vida de Antoine de Saint-Exupery.

Consuelo Suncín, una salvadoreña fue la mujer que inspiró a este gran escritor a crear este personaje.

Consuelo estuvo casada con Saint-Exupery durante 13 años que sus allegados relatan como tormentosos, ya que el escritor a pesar de estar casado siguió con su vida bohemia y llena de aventuras de todo tipo… Muchos dicen que las rosas que El Principito se encuentra en el camino son una alusión a las infidelidades que vivió, y que su diálogo con el zorro al decirle que su rosa era especial porque era única era una forma de expiar sus “pecados”.

¿Que por qué la rosa era así, vanidosa y egoísta? Esto puede explicarse ya que todos los que convivieron en el entorno de la pareja la describían así, y la hermana del escritor llegó a catalogarla como “condesa de película” y arribista, que muchos describía como cazafortunas que sabiéndose débil intentaba dominar a los hombres con estas armas.

La otra parte de esta historia es contada en un libro que fue publicado, no sin polémica pues en este llamado “Memoria de una rosa” Consuelo daba su versión de la vida en convivencia con Saint-Exupery, y lo que contó no fue del agrado de ninguno de sus seguidores pues nos describe a un hombre egoísta, infiel y avaro que no encaja con la imagen que muchos tenemos de él.

La relación de esta pareja duró 13 años que con seguridad marcaron sus vidas, y cómo no la de millones de lectores que han disfrutado de este libro.

Y así termino la historia del origen de “La rosa” de El Principito.


Enlaces relacionados:

-->